La excelencia del queso de granja y el conejo fresco llega a “Tenerife Rural”

0
67

EFE.- La implantación de esta marca de garantía para ambos productos fue presentada hoy por el presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, y por el consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, José Joaquín Bethencourt, dentro de la feria agrícola AgroCanarias, en un acto al que asistieron los primeros productores de ambos sectores.

En la isla inician su labor al amparo de "Tenerife Rural" seis queserías de El Tanque, La Laguna, Vilaflor, valle de San Lorenzo, San Miguel y Güímar con rebaño de cabras que van desde los 50 hasta los 300 animales.

También se presentó en el acto a los quince productores que van a crear la primera empresa de economía social de la isla y que estará dedicada a la producción y venta de la carne de cochino negro, otra exquisitez que es difícil de encontrar en el mercado local, recordó el consejero José Joaquín Bethencourt.

En concreto en la isla hay 32 explotaciones dedicadas a la cría del cochino negro y unas 250 hembras reproductoras, cuyo núcleo genético se encuentra en la finca "El Helecho" del Cabildo.

"En el cochino negro se nota el relevo generacional, con jóvenes ganaderos que han decidido dar el salto hacia la diferenciación", dijo el consejero.

El presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, subrayó que la diferenciación de calidad y de producto producido en la isla son los dos factores necesarios para la marca "Tenerife Rural" y recordó que entre los productos foráneos, como ejemplo, pueden llegar a los consumidores conejos sacrificados hace cinco años y que llegan congelados sin saber cómo se criaron.

Sin embargo, los productos insulares tienen la garantía de que los animales fueron criados en la isla "de forma ordenada" y sacrificados hace pocos días en los mataderos locales, argumentó.

Recordó Ricardo Melchior que el cochino negro desapareció en su momento en Tenerife y en el resto de islas excepto en La Palma, cuyo Cabildo regaló dos hembras y tres machos al tinerfeño y comenzó la reproducción, lo que incluyó un proyecto científico para mejorar la raza y evitar la consaguinidad.

Entonces el Cabildo comenzó a entregar a agricultores y ganaderos dos hembras y un macho con la condición de que cuando criasen devolviesen un número similar de ejemplares a la corporación insular.

Curiosamente, el cochino negro también desapareció en La Palma y entonces el Cabildo de Tenerife "le pudo devolver el favor" al palmero con el retorno de varios ejemplares.

El consejero José Joaquín Bethencourt destacó asimismo que Cabildo y productores han trabajado codo con codo para promover la marca "Tenerife Rural", con una imagen de calidad ganada "a pulso" que hasta ahora ha funcionado con la miel y que ostentan más de cien apicultores de la isla.

Con la marca "Queso de granja de Tenerife" se garantiza que el queso ha sido elaborado a base de leche cruda de la propia granja mediante procedimientos tradicionales, mientras que la "Carne fresca de conejo de Tenerife" asegura una materia prima producida en la isla con óptimos controles de calidad.

Tendrá esta denominación la carne obtenida a partir de animales criados en explotaciones ganaderas de Tenerife acordes con las normas de bienestar animal, mientras que las granjas de producción deberán estar inscritas en el Registro General de Explotaciones Ganaderas de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente del Gobierno de Canarias.

Ello garantiza el cumplimiento de requisitos en la nutrición de los conejos y el envasado y etiquetado del producto final se realiza en unas condiciones determinadas de temperatura, equipos y materiales, al tiempo que en los mataderos se mantendrá un registro diario de los destinos comerciales de cada lote.

Las explotaciones cunícolas que comienzan a ostentar esta marca de garantía están en Santa Cruz de Tenerife, Güímar, Los Realejos, La Orotava y El Sauzal y también hay explotaciones de tamaño pequeño, con unas cien madres reproductoras, y mediana, con entre 200 y 500 hembras.