La FEEM acusan al Gobierno de querer eliminar 500 entidades locales menores del mundo rural

0
2

       Según han explicado desde FEEM, “llevamos más de un año explicando las nefastas consecuencias de esta Reforma Local para las EATIM; defendiendo que, en el fondo, lo que prevé es la desaparición de las entidades locales, como así buscaba desde el principio; y denunciando el agravio comparativo que supone para nuestras administraciones, supeditadas a unos ayuntamientos matrices que no les conceden la parte presupuestaria que les corresponde por población”, explica Martín Cabanillas.

Los problemas que padecen son responsabilidad de los ayuntamientos matrices

      Esta desaparición de entidades locales menores, “no es en la mayoría de los casos responsabilidad de las propias entidades”, explica Antonio Martín, “sino de los propios municipios matrices, ya que en muchas ocasiones se va a producir por la falta de un secretario interventor que firme sus liquidaciones. Una responsabilidad de los ayuntamientos en cuyo ámbito municipal se encuentra la entidad local menor, de las diputaciones y de las propias comunidades autónomas, según establece la propia Ley de Reforma Local; la cual determina específicamente que en el caso de entidades de menos de mil habitantes, estas funciones serán asumidas por las diputaciones o municipios matrices, si estos superan ese número de habitantes”.

     “Por este motivo”, insiste Martín Cabanillas, “nosotros habíamos solicitado una moratoria de la ley, ya que a las Diputaciones no les ha dado tiempo a convocar la plaza de secretario interventor desde la entrada en vigor de la Ley 27/2013 que así lo establece. No se puede aplicar un imposible y ejecutar la ley en unos artículos sí y en otros no en función del criterio de interés”.

     “De cualquier manera, esto se veía venir”, explican desde FEEM, en referencia a la imposibilidad de cumplir con los plazos que marca la Reforma Local para presentar las cuentas a las EATIM a las que penaliza, en caso de incumplimiento, con su desaparición directa. “Por eso”, explica, “en diciembre de 2013, poco antes de la aprobación final de la ley, conseguimos que en el Senado, el PP apoyase una enmienda transaccional gracias a la cual, nuestras entidades mantuvieron la condición de entidad local y se consiguió una prórroga de un año para presentar las cuentas; y durante todo este tiempo hemos realizado un esfuerzo máximo en informar no sólo a las entidades menores sino a toda la ciudadanía de las consecuencias que tendría para estos núcleos el retraso en presentar sus cuentas”.

Las exigencias sobre la cuentas serán mayores de lo previsto

     No obstante, desde FEEM creen que la exigencia respecto a la presentación de las cuentas de las EATIM puede llegar a ser incluso superior, “ya que en octubre de 2012, el Secretario de Estado de Administraciones Públicas, señor Beteta, nos indicó que se iban a solicitar las cuentas de cuatro años atrás. Precisamente por la dificultad que conlleva, hemos trabajado hasta el pasado noviembre porque se contemplase una moratoria que nos permitiese presentarlas hasta 2016, en una propuesta que hemos presentado a los grupos políticos en el Congreso. Y estamos dispuestos a iniciar acciones de protesta si no se aprueba”.

    Aun así, sin conocer el criterio de cumplimiento que utilizará Hacienda y la cifra definitiva de rendición de cuentas de las EATIM, “desde FEEM rechazamos los datos sobre las EATIM que no han presentado sus cuentas; en todo caso perdemos al comparar las exigencias que pesan sobre nuestras entidades en materia de rendición frente a la presentación de las cuentas de los propios municipios, que cuentan con medios materiales y recursos humanos más que suficientes y que, al contrario de lo que les pasa a las entidades, no tienen sobre sus cabezas la espada de Damocles de su desaparición si no cumplen los plazos.  Al igual que las comunidades autónomas y/0 Diputaciones, cuya supresión no se decreta si tienen déficit o no cumplen”.

    En opinión de FEEM, “las EATIM no deben ser suprimidas por no presentar las cuentas, puesto que no suprimen a Comunidades Autónomas como  Cataluña, Valencia o Andalucía, ni a grandes ayuntamientos, que incumplen con el déficit; y encima se les premia con el Fondo Autonómico de Cooperación y con el establecimiento de planes de pago a proveedores.

     Sin embargo, a las EATIM, que en su inmensa mayoría sí han cumplido con los planes de déficit en vez de premiarlas, se las intenta suprimir; justamente lo contrario de lo que debería suceder en una democracia donde debe primar la justicia por encima de políticas descerebradas que en este caso está practicando el Gobierno que en materia de  régimen local y referida a las EATIM no es nada acertada y constituye un ataque a las raíces mas genuinas de la democracia local”.

Acusan a Montoro de ser "fuerte con el débil y débil con el fuerte"

     “Montoro”, dicen desde la FEEM, “es una especie de esbirro al servicio de lo mas bajo en la política Nacional. Fuerte con el débil y muy débil con el fuerte”.
En este contexto, la FEEM considera que “están absolutamente fuera” de lugar las recientes declaraciones del presidente de la Federación Cántabra de Municipios, Julián Vélez, respecto a la presunta capacidad o no de los presidentes de las juntas vecinales o concejos y a que las EATIM que no tienen patrimonio deben desaparecer.

     “Estarán preparados, o no”, dice Martín Cabanillas, “como miles de concejales de cualquier municipio; porque a ningún político se hace un test previo de idoneidad. Si así fuera, posiblemente muchos de los parlamentarios, diputados y/o alcaldes, no estarían a la altura. La cuestión es que la legitimidad de los alcaldes de las EATIM se la dan sus votantes, como a todos los políticos los suyos; y en el caso de las EATIM  con mayor peso específico, dado que su elección es directa. Por otro lado, ¿quién es el señor Vélez para opinar sobre las entidades menores valiosas o no en función de su patrimonio? Se trata de un razonamiento peligroso. En cualquier caso, la FMC no representa a las EATIM para nada”.

    Desde FEEM explican que, “a pesar del interés del gobierno de Rajoy por suprimir a las EATIM, el gasto que representan es ínfimo. Sus alcaldes electos en la mayoría de los casos no están liberados, con muy escaso presupuesto gestionan muchas necesidades y en cuanto a sus déficit es prácticamente 0 en muchos casos”.
   
    Las Federaciones aseguran que “hemos propiciado y conseguido que el Gobierno Central modifique la ley de Reforma Local; y eso es conocer la administración local, saber gobernar y representar de verdad a los vecinos, todo lo contrario de lo que hacen otros que también dicen representar a las entidades menores. Desde FEEM”, finalizan, “le ofrecemos a la EATIM que quedan nuestras colaboración para defender sus intereses legítimos”.