La gran crecida del río Azuer en Daimiel obliga a tomar medidas excepcionales

0
8

EFE.- El alcalde de Daimiel, Leopoldo Sierra, en declaraciones hoy a Efe, ha señalado que el río Azuer ha aumentado notablemente su caudal como consecuencia de los desembalses de más de 35 metros cúbicos por segundo que se están produciendo desde la presa de Puerto Vallehermoso y la aportaciones que recibe del arroyo Alhambra.

Sierra ha indicado que, para evitar inundaciones que afecten a todas estas infraestructuras, el Ayuntamiento, en colaboración con la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG), ha tenido que "romper" el puente que se sitúa en una de las carreteras de acceso a Daimiel y que estaba actuando de dique de contención de las aguas.

Este puente, ha señalado, estaba provocando que los niveles de agua aumentaran "peligrosamente" y amenazaran con inundar las zonas de la población que se encuentran aguas arriba.

La realización de una gran zanja en la carretera ha permitido que se pueda aliviar una gran cantidad de agua, reduciéndose los niveles de inundación.

Junto a esta actuación, el Ayuntamiento ha trabajo durante toda la noche en afianzar y reforzar los diques que había construido para evitar inundaciones distintas instalaciones municipales como la granja escuela o la piscina municipal cubierta.

Hasta el momento, ha dicho el edil, "no se han registrado daños en el casco urbano, aunque sí se ha producido la inundación de algunos terrenos agrícolas que se encuentran en el entorno del río".

Leopoldo Sierra ha explicado que "por el momento" la situación se encuentra "controlada", pero ha advertido de que el Ayuntamiento está en alerta ante la posibilidad de que se registren nuevas precipitaciones como consecuencia de la entrada de un nuevo frente de lluvias, algo que, ha dicho, "podría hacer que la situación empeorase".

En cualquier caso, ha recordado que todos los efectivos municipales están en alerta, como los efectivos de la policía municipal y de la Guardia Civil, ante la posibilidad que fuera necesaria su intervención.

Por último, ha pedido "mucha prudencia" a los curiosos que se acerquen a ver el cauce del río Azuer, a los que les ha recomendado que lo hagan a una distancia prudente para evitar cualquier situación de riesgo.