La Red Natural 2000 protege el 33% del territorio extremeño

0
14

EFE.- La Fundación "Félix Rodríguez de la Fuente" (FFRF), con el apoyo de la Diputación de Valencia y del instrumento financiero LIFE+ de la Unión Europea, ha solicitado la colaboración de estos municipios extremeños para conocer con detalle el estado de protección y conservación del arbolado singular y los bosques maduros.

En un comunicado, la FFRF ha señalado que les ha remitido una encuesta "on line" para solicitar a los responsables municipales información detallada sobre este patrimonio natural.

Preguntas sobre si existe algún árbol o arboleda destacable en la zona, si cuenta con protección específica y si recibe cuidados especiales, entre otras, ayudarán a la FFRF a diseñar, en el marco de su nuevo proyecto "EnArbolar", una campaña de comunicación específica para mejorar su estado actual de conservación.

La directora general de la FFRF, Odile Rodríguez de la Fuente, ha indicado que cada árbol singular es "un valioso refugio de una flora y fauna singular, muchas veces amenazada, a la que sirven de simbólico paraguas ambiental".

Cada pueblo y ciudad tiene árboles especiales que por su tamaño, edad, rareza o historia "forman parte del patrimonio local y como tal su pérdida es muy sentida por los ciudadanos, ha añadido.

Por esta razón, quieren dar un nuevo protagonismo a los municipios en la protección ambiental, como custodios más cercanos de sus recursos naturales.

El roble Romanejo de Cabezabellosa, el alcornoque de la fresneda en Aldeanueva del Camino y las dehesas del Parque Nacional de Monfragüe forman parte de este selecto patrimonio forestal extremeño, según la FFRF.