LA UNIÓ de Llauradors señala que no hay excusas para que los productores perciban mejores precios en esta campaña de vendimia

0
11

La Unio.- El secretario general de LA UNIÓ, Ramón Mampel, ha sido contundente en la rueda de prensa celebrada hoy en Utiel al señalar que “no hay ningún tipo de excusas para que los productores logren un precio más justo por su cosecha al darse todos los condicionantes para ello, como es una cosecha más baja de lo normal y con gran calidad de la uva, un aumento de las exportaciones tanto en volumen como facturación y que no existe vino almacenado en las bodegas ni en las alcoholeras”. En este sentido Mampel reclama “a las bodegas y comercios prudencia a la hora de vender la cosecha ya con prisas y que el agricultor se vea afectado por ello”.

A juicio de LA UNIÓ hay que volver a los precios del año 2000 que se situaban en 0,36 euros/kilo de uva y dejar atrás los precios ruinosos de campañas como la pasada donde en algunas zonas productoras fueron de 0,13 euros/kg de media. LA UNIÓ afirma que hay además una gran demanda en el mercado de la variedad autóctona Bobal de Utiel-Requena y de todas las monovarietales. Por ejemplo el prestigioso crítico de vino, Robert Parker, ha ensalzado la variedad Bobal y ha otorgado muy buenas puntuaciones a varios vinos producidos con ella.

Nueva campaña de intermediación laboral

LA UNIÓ también ha explicado en la rueda de prensa que efectuará las labores de intermediación y gestión laboral, formación y prevención de riesgos laborales de alrededor de 1.000 trabajadores para las diferentes campañas de recolección del campo valenciano que irán enlazando contratos sucesivos en diferentes cultivos. De esa cantidad, 500 personas estarán en la campaña de la vendimia de Utiel-Requena. LA UNIÓ indica que la crisis económica y el paro en sectores como la construcción y la hostelería ha provocado un cambio en la tendencia de contratación para las campañas agrícolas de este año siguiendo la tendencia de los anteriores. Ya no existe contratación en origen y la mayoría de los temporeros son residentes extranjeros con permiso de trabajo y crece la demanda de españoles que trabajan en la recolección.

En la comarca de Utiel-Requena se prevé la contratación a través de LA UNIÓ de unos 500 trabajadores. Un equipo de trabajadores sociales ayudan al agricultor y a los temporeros en todas aquellas cuestiones que se requieran durante el periodo de vendimia. En dicha comarca hay tres alojamientos colectivos financiados mediante un convenio firmado entre LA UNIÓ, los ayuntamientos de Requena y Utiel y la Generalitat; situados en Los Duques, Casas de Utiel y Utiel. La capacidad de de los mismos es para 120 trabajadores y el resto se ubicarán en los alojamientos individuales que facilitan los propios agricultores. Además de la mediación laboral, LA UNIÓ realiza una intensa labor de prevención de riesgos laborales para empresarios y trabajadores; así se ha elaborado, en compañía de una mutua profesional, un plan de prevención de riesgos laborales para cada explotación. Del mismo modo, a través de su fundación Agricultores Solidarios, efectúa una serie de actividades como son el aprendizaje básico de las labores agrarias o la integración en la zona.