La violenta acción de los piquetes deja a la plantilla de Panrico sin negociación del ERE

0
2

    Fuentes de CCOO de Panrico han lamentado el incidente y han subrayado que el comité de empresa condena la acción y desea retomar las negociaciones con Panrico.

    En la reunión debía actuar como mediador el secretario de Empleo y Relaciones Laborales del Govern, Ramon Bonastre, y el encuentro fue pactado después de la reunión que este mantuvo el viernes con representantes sindicales y con la alcaldesa de Santa Perpètua de Mogoda (Barcelona), Isabel García.

    La planta de Santa Perpètua de Mogoda era la más afectada por los despidos en el acuerdo alcanzado entre la dirección y la mayoría de los representantes sindicales de las plantas de Panrico en toda España, dado que de los 745 trabajadores afectados, 154 eran de Santa Perpètua.

    No obstante, el acuerdo fue luego rechazado en asamblea por la plantilla de Panrico, por lo que la negociación vuelve a estar ahora encallada.

IU quiere llevar el caso a la CE para compensar a los trabajadores


     Por su parte, en medio de esta tensión,
el eurodiputado de IU Willy Meyer ha informado  de que ha solicitado a la Comisión Europea (CE) que "regule o intervenga" en el caso del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de la empresa alimentaria Panrico que, según él, "es una empresa viable adquirida por un fondo de capital riesgo".

    Meyer ha planteado asimismo al Ejecutivo comunitario a través de una pregunta parlamentaria la posibilidad que en caso que el ERE siga su curso se movilice el Fondo Europeo de Adaptación a la Globalización para paliar la situación de los trabajadores despedidos.

    Para el eurodiputado de Izquierda Unida, el ERE en Panrico es "consecuencia directa de la reforma laboral del PP alentada por la Comisión Europea".

Los autónomos quieren llevar a Oaktree a la Audiencia Nacional


     Asimimso, un grupo de repartidores autónomos de la compañía, que a la vez son acreedores de la empresa, y a los que se podrían sumar también varios empleados, está estudiando iniciar acciones legales y ha encargado para ello al despacho Iuris Terra Abogados la presentación de la posible querella ante la Audiencia Nacional.

   "En estos momentos estamos estudiando la información financiero contable de la compañía, a los efectos de determinar la posible existencia de conductas ilícitas en los órganos del consejo de administración y accionistas de la firma", explica Ángel Sutil, socio del bufete.

   El bufete asegura que, tras analizar las últimas cuentas, ha descubierto ya que "las deudas de la entidad adquiridas con empresas del grupo, en el último año, se han incrementado espectacularmente" e insiste, además, en que de forma paralela "los activos intangibles de la compañía se han reducido drásticamente, sin que eso fuera acompañado de una reducción de los pasivos".

     Aunque todavía no hay nada decidido, según Sutil, la querella se dirigiría, en principio, contra Oaktree, el fondo propietario de la firma de bollería, pero posiblemente también contra los gestores.

Analiza la subida de los sueldos de los altos directivos el pasado año


   El despacho Iuris Terra está analizando, especialmente, el fuerte incremento del salario de la cúpula directiva el año pasado. En plena caída libre de la compañía y con unas pérdidas acumuladas de más de 700 millones de euros, Panrico pagó en 2012 a sus altos directivos un total de 4,7 millones de euros, lo que supone un 43% más que un año antes. Pero no sólo eso. La retribución de los altos ejecutivos de la sociedad matriz subió aún más: un 67%, hasta cuatro millones.

   La empresa asegura que ese fuerte incremento de la retribución se explica por dos razones. La primera porque en 2010, 2011 y 2012, con la compañía hundiéndose en el mercado, se pagó un bonus para retener a los altos ejecutivos. Y la segunda porque esa cantidad incluye el pago de una indemnización a César Bardají, que en octubre de 2011 fue sustituido como consejero delegado por Joan Casaponsa, pero que permaneció en la empresa hasta enero.

(Foto: archivo www.lavanguardia.com)