Las lluvias dañan las cosechas de cereza de Castellón

0
10

EFE.- Las condiciones meteorológicas de esta primavera y, sobre todo, las lluvias de los últimos quince días han dañado las cosechas de cereza de importantes puntos de producción de la provincia de Castellón y posiblemente de la de Alicante, cuyas pérdidas se evaluarán a final de semana, cuando el tiempo mejore.

Según ha informado a EFE el secretario técnico de La Unió de Llauradors en Castellón, Vicente Goterris, "las lluvias han hecho mucho daño" en las cosechas de cerezo en esta provincia.

Asimismo, Goterris ha aventurado que "las montañas de Alicante", donde se sitúa otro importante punto de producción, también tendrán el mismo problema.

"Es muy pronto para contabilizarlo hasta que no se pase todo el episodio", ha señalado Goterris, para quien esta primavera está siendo "extraordinariamente lluviosa", "atípica" y que está "dañando mucho en las zonas de producción de Castellón".

En este sentido, ha destacado que uno de los casos más perjudicados es el de las variedades más tardías, que "se están pudriendo".

Según Goterris, debido al daño que están provocando las condiciones meteorológicas, "hay que hacer un trabajo añadido" pues los agricultores deben hacer "una tría" entre la cosecha, debido a que la cereza que esté afectada por la lluvia "se estropea en 48 horas".

Desde La Unió no se ha contabilizado aún la cuantía de las pérdidas pues prefiere esperar hasta finales de esta semana, cuando, "según las previsiones, puede mejorar el tiempo".

En ese sentido, Goterris ha trasladado su preocupación por "posibles tormentas" que pueden perjudicar más la zona productora de cerezas esta semana e incrementar el daño, ya que "la campaña de la cereza es muy sensible".

"Daños va a haberlos", ha sentenciado, al mismo tiempo que ha comentado que "este año es malo para la producción de cereza".

Asimismo, desde La Unió han señalado que las precipitaciones pueden provocar más plagas de hongos para la viña e incluso dañar también a los cítricos, ya que el exceso de humedad "podría pudrir el cáliz de la flor", han explicado desde el sindicato agrario.

Por su parte, la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) también ha confirmado las pérdidas en la cosecha de cerezas por "las lluvias de hace quince días" y han predicho que en la zona de Alicante "puede haber bastante daño", ya que allí es donde se han concentrado más las precipitaciones.

En concreto, desde la Cooperativa Agrícola San Isidro Labrador del municipio de Segorbe (Castellón) han asegurado que las lluvias, el granizo y especialmente la excesiva humedad que se han acumulado en los campos en esta etapa final del proceso de maduración han provocado el agrietamiento del fruto y la pérdida de la campaña de cereza en la comarca del Palancia.

Aunque las pérdidas reales pueden estar entre el 70 y el 80 por ciento, según zonas, "el daño ha sido considerable porque para lo que queda ya no resulta rentable su recogida y se quedarán en el árbol", ha señalado el empleado de la cooperativa José Tortajada.

La lluvia ha producido en algunas zonas la rotura del fruto y en otras no ha llegado a agrietarse, pero la persistencia de humedad ha supuesto que la fruta se pudra y en los racimos muy voluminosos la podredumbre se ha extendido a aquellas escasas cerezas que se han mantenido sanas.

Los daños se han extendido por casi toda la comarca del Palancia y han sido muy significativos por su producción los municipios de Segorbe, Jérica y Castellnovo, según han confirmado desde la cooperativa.