Leche ATO, primeras granjas en lograr el certificado AENOR de Bienestar Animal

0
6

       Asimismo, se ha comprobado la trazabilidad de la leche ATO envasada, garantizando que procede de las granjas evaluadas favorablemente en base a los criterios de certificación de Bienestar Animal.

     Esta nueva certificación responde al hecho de que el bienestar animal no sólo es parte de una política de responsabilidad social, sino que también tiene un impacto positivo en la calidad del producto alimentario.

    El modelo de certificación de Bienestar Animal de AENOR es pionero, ya que, además de evaluar las instalaciones, tiene en cuenta diferentes parámetros de comportamiento de los animales, basados en 4 principios: alimentación, alojamiento, estado sanitario y  comportamiento del animal.

     Para obtener el certificado, las granjas deben cumplir con 12 requisitos que acreditan el bienestar del ganado vacuno:

o    Confort en la zona de descanso
o    Confort térmico
o    Facilidad de movimiento
o    Ausencia de lesiones
o    Ausencia de enfermedades
o    Ausencia de dolor causado por el manejo
o    Expresión de comportamiento social adecuado
o    Expresión adecuada de otras conductas
o    Relación humano-animal positiva
o    Estado emocional positivo
o    Ausencia de hambre prolongada
o    Ausencia de sed prolongada

     Por ejemplo, el estado emocional de los animales se evalúa mediante la técnica conocida como QBA (evaluación cualitativa del comportamiento). Tras un tiempo de observación, permite saber si el animal está activo, relajado, frustrado o contento, entre otras características.