Los ciudadanos pagan tres veces por el pescado que consumen, según un informe

0
12

    El FEMP tendrá una dotación comprendida entre los 6.000 y 7.000 millones de euros para 2014-2020. Según el texto, como resultado del estado de los caladeros europeos, "en el que dos de cada tres poblaciones proporcionan menos capturas, rentas y empleos de lo que podrían si la pesca fuera sostenible", los consumidores europeos pagan tres veces por el pescado y marisco que compran.

    El primero por el precio del pescado (6.600 millones de euros); el segundo (3.200 millones), por el valor perdido y los costes sociales de la sobrepesca, pues las especies "mermadas" proporcionan menos rentas y empleos del que podrían generar si fueran gestionadas de manera sostenible.

    Y el tercero sería el dinero que los ciudadanos abonan para "apoyar a una industria pesquera que a duras penas consigue lidiar con las consecuencias de la sobrepesca mediante subvenciones" y que el estudio cifra en 900 millones anuales (correspondientes a dotaciones del FEMP).

    La distribución de los fondos del FEMP debe ser negociada entre el PE y el Consejo de ministros de la Unión Europea (UE) y, según la NEF, dentro del informe parlamentario se están barajando enmiendas encaminadas a introducir subvenciones a la construcción de nuevos buques.

    En el documento, alerta de que si salen adelante tales enmiendas, habría una subvención de 240 millones para la construcción de nuevas embarcaciones, lo que equivale "al 16,9% de los salarios de tripulación de todos los pescadores comunitarios".

    Además, calcula que esa partida podría destinarse a mejores fines y financiar 75 millones de comidas escolares para 403.636 alumnos de toda Europa. La UE eliminó las ayudas a la construcción de nuevos barcos en la reforma pesquera que pactó en 2002 (aunque la fecha final de las subvenciones se aplicó con posterioridad).

    La NEF ha pedido que la UE destine los fondos del FEMP a propiciar una "transición" hacia un sector pesquero respetuoso con el medio marino y "económicamente viable", que permita crear y mantener puestos de trabajo.