Ante la publicación del informe elaborado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) sobre el RD de etiquetado para el sector lácteo que recogíamos en Agroinformacion este martes 22 de mayo, y en el que desaconseja indicar el país de origen, la reacción de los ganaderos no se ha hecho esperar.

Por un lado, Unión de Uniones ha apelado a la legalidad y necesidad del etiquetado y, por otro, UPA ha ido más allá, afirmando que es una burda excusa para servir a intereses extranjeros

Unión de Uniones ha recordado que España es un país deficitario, donde se produce menos leche de la que se necesita, importándose en gran cantidad,  – sobre todo en derivados -, por lo que no tendría ningún sentido la explicación de Competencia.

“No entendemos por qué en algunos productos sí se puede poner y en otros no” – afirman desde la organización. “Es una herramienta completamente legal y los consumidores tienen derecho a decidir qué quieren comprar y si quieren apostar por la calidad y generación de empleo y desarrollo rural” – agregan.

EN FRANCIA, ITALIA Y PORTUGAL ESTARÍA YA FUNCIONANDO

Asimismo, Unión de Uniones pone a Francia de ejemplo en este sentido, donde se ha puesto en marcha el etiquetado de origen lácteo y está funcionando sin ningún tipo de problema, poniendo en valor también al ganadero.

En este sentido, la organización considera que hay que aprender mucho del país vecino, donde también se están poniendo en marcha mecanismos que evitan que los ganaderos vendan su leche por debajo de costes de producción, una experiencia que debería servir al Ministerio y aplicarla, ya que a nivel de Estado la mayor parte de los ganaderos siguen vendiendo la leche sin conseguir cubrir costes.

Unión de Uniones insiste en que no se pueden poner palos en las ruedas y demanda agilidad al Ministerio que lleva más de un año estudiando el RD, mientras ya está en marcha en los países de alrededor, no sólo en Francia, sino también en Italia y Portugal.

“es una vergüenza que el Ministerio y la CNMC apoyen a las grandes industrias multinacionales y sus intereses extranjeros”

Por su parte, también Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos, UPA se ha mostrado contraria y ha afirmado que “todo es una estrategia en favor de intereses extranjeros”. El informe de la CNMC señala que debería justificarse mejor que el señalar el origen de la leche es una medida de interés público.

Para UPA, “esta es una burda excusa que la CNMC ofrece al Ministerio de Agricultura para mantener paralizado el asunto”. UPA ha dicho que “no hace falta explicar que el derecho a la información que reclaman los consumidores” debería estar por encima de todo. Para la organización de productores, “es una vergüenza que el Ministerio y la CNMC apoyen a las grandes industrias multinacionales y sus intereses extranjeros en lugar del sector nacional por el que deberían de velar”.

En cuanto al consenso que existe en el sector nacional, UPA cree que este está más que demostrado. Por un lado, porque los productores españoles “necesitan apoyo en estos momentos en los que lo están pasando tan mal”, con la desaparición de pequeñas explotaciones cada día y los anuncios continuados de la instalación de macroexplotaciones. De hecho, entre marzo de 2016 y marzo de 2017, disminuyó un 6% el número de ganaderos con entregas de leche. Por otro lado, para ver que existe consenso sobre el etiquetado de la leche “solo hay que ver las estanterías de los supermercados”, han apuntado en la organización. Y es que más del 65% de la leche ya indica su origen. Pero los ganaderos quieren que esto no sea voluntario como hasta ahora y han declarado que “si no es de forma oficial, nadie controla que se produzca una estafa en esta información”.

1 Comentario

  1. Yo como consumidor necesito saber el origen de los productos y de las materias primas para su elaboración, porque tengo el derecho a decidir que quiero comprar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here