Los “menús” de hace 500.000 años regresan a los platos en apoyo Burgos 2016

0
14

EFE.- A partir de mañana el restaurante "La Fábula" de la capital burgalesa ofrecerá una serie de menús cuyos ingredientes se corresponden en buena medida con lo que se supone que pudieron comer los homínidos desde hace medio millón de años.

Una de las científicas del CENIEH que ha colaborado en su elaboración, Ana Mateos, responsable del área de Paleofísica, ha insistido en el "reto" que ha supuesto imaginar qué podían comer nuestros antepasados hace miles de años.

Cada doce días se ofrecerá uno de estos menús, empezando por el de 500.000 años que, según la propietaria y jefe de cocina del restaurante "La Fábula", Isabel Álvarez, ha sido especialmente complicado, porque "todavía no conocían el fuego", a lo que se ha añadido la dificultad para encontrar carne de bisonte y hacer un "capaccio" y la complejidad de elaborar una falsa bellota, porque no parecía viable poner las auténticas en el plato.

Cada menú se podrá degustar durante 12 días y el siguiente será el de 50.000 años, en el que se han incluido varios alimentos "jugando con la idea del deshielo".

La mayor dificultad, según la cocinera, ha sido guisar sin algunos elementos que hoy son básicos en la cocina, entre ellos el aceite, la sal o la cebolla.

También Ana Mateos ha apuntado otras materias primas que no usaban o no conocían, como el pimiento, el vinagre o las especias exóticas que hoy día son de uso común, como la canela o el azafrán.

De hecho, algunos elementos que forman parte de los platos sólo tienen el objetivo de evocar los originales.

Isabel Álvarez ha explicado que en el postre de moras, que simula un puñado de moras en el suelo, se han sustituido piedras, ramas y hierba por elementos comestibles con un aspecto similar.

La campaña, que ha sido respaldada por la fundación "Burgos 2016", continuará con un menú de hace 10.000 años, cuando ya se comían moluscos, otro de hace 5.000, cuando se incorporan la leche y los cereales, y un menú actual, que se denomina como el eslogan de la candidatura, "R-evolución", que se ofrecerá hasta el 17 de julio e incorporará elementos como hamburguesas y helados.