Los regantes del Levante ya negocian comprar agua a otras comunidades

0
4

     Por su parte, Urbina manifiesta, además, que se está a la espera de que el Consejo de Ministros apruebe la regla explotació del Tajo-Segura a lo largo del mes de junio. "Mientras tanto, se mantienen las normativas antiguas que había desde hace cinco o seis años, sin modificación", destaca el portavo del SCRATS, que insiste en quecon la nueva normativa "no se dice qué cantidad vendrá, simplemente, que vendrá un agua u otra» en función de lo que llueva y "la ley dice que como máximo, para regadío, puede venir 400 hectómetros cúbicos. Pero nunca en la vida ha llegado".

     Por eso, se muestra pragmático y recalca que "traeremos el agua que cae. Si cae poca, traeremos poca. Si cae mucha, traemos mucha. Si no cae nada estamos estudiando aplicar las leyes aprobadas en el memorándum para poder tener cesiones de derechos de agua"

     Asimismo, para un mes más tarde, el Sindicato Central de Regantes del Tajo Segura espera que el Gobierno dé el visto bueno al Plan del Júcar que «para poder elevar agua hasta el Vinalopó» y dar agua a zonas de Monforte del Cid, Aspe, Hondón de las Nieves "que es imprescindible que tengan agua en julio para subsistir".