Los sellos de excelencia rural se imponen entre los alimentos españoles de cara a la Navidad

0
14

   La florecilla de agricultura ecológica -la ecoetiqueta por antonomasia- podría dar origen a un sello de responsabilidad social corporativa fiable para el consumidor, según un proyecto del Comité Andaluz de Agricultura Ecológica, que pretende ampliar los criterios de salubridad, no contaminación o ausencia de químicos con parámetros de excelencia social y económica, además de la ambiental.   

    Navarra ha creado un Registro de Artesanía agroalimentaria y el sello “Reyno Gourmet” que distingue ya a un centenar largo de empresas ubicadas en zonas rurales, con gran arraigo, que elaboran de forma manual y que seleccionan materias primas de primera calidad.

   Algo parecido está impulsando la comunidad de Extremadura para los alimentos artesanos de venta directa, un sector lastrado por cierta falta de control sanitario pero que cuenta con una creciente aprobación de los consumidores. Esta etiqueta va a permtir normas más flexibles para los productos vendidos a pie de granja, pero irá acompañada de tutela y formación para los productores, principalmente en los sectores lácteo, carnes y frutas. 

    "La gente quiere saber qué está consumiendo porque a través del consumo podemos promover muchos cambios en la sociedad", explica Fernanda Serrano, directora del proyecto ConSuma Naturalidad.

Primera tienda física y la on line

   La firma EsDeRaíz, con tienda on line y tienda física en el centro de Madrid va aún más lejos en esta tendencia hacia el consumo sostenible. “Hemos clasificado a los productores y productos de acuerdo a los valores que aportan, tanto desde el punto de vista del producto (artesano, denominación de origen, sin aditivos, ecológico), desde el punto de vista ambiental (producto de temporada, variedades/razas autóctonas, biodiversidad) como desde el punto de vista social (recuperación de usos y costumbres, creación de empleo, fijación de población rural)”, explica Pedro García, el promotor de la empresa.

   EsDeRaíz, que cumple esta Navidad un año en el Mercado de Santa María de la Cabeza, trabaja actualmente con 40 agricultores, ganaderos, viticultores o transformadores del mundo rural español que no encontraban vías de comercialización en nuestro mercado. En cuanto a precios, los alimentos sostenibles de EsDeRaíz son similares al de equivalentes convencionales por la eliminación de intermediarios en la cadena de distribución.

   Según el Centro de Colaboraciones Solidarias, se podrían crear unos 150.000 puestos de trabajo directos en España apoyando la producción ecológica de alimentos, incentivando el consumo local de productos agrícolas y ganaderos autóctonos, creando reservas costeras sostenibles para la flota de bajura o promoviendo la conversión de la actual industria forestal hacia explotaciones más sostenibles.