Los tomateros dicen que devolver las ayudas de 2002 va a “asfixiar” al sector

0
14

EFE.- La Federación de Exportadores Hortofrutícolas de Las Palmas (Fedex) y la Asociación de Cosecheros Exportadores de Tomate de Tenerife (Aceto) rechazan el uso indebido de esas ayudas, y aseguran que el informe del Ministerio de Fomento que sustentó la devolución que les reclaman evidencia un desconocimiento sobre la realidad de las islas y compromete el futuro del sector.

Las dos organizaciones se han reunido hoy en la capital grancanaria para analizar este problema con representantes de cabildos, ayuntamientos, asociaciones agrícolas y sindicatos, ante la preocupación existente en el sector, pues entienden que peligran 20.000 empleos directos y otros tantos indirectos en las islas.

El gerente de Aceto, Domingo Mendoza, ha explicado a Efe que la patronal de Las Palmas debe devolver 14 millones de euros y la de Santa Cruz de Tenerife ocho, en concepto de esas ayudas recibidas en el año 2002, por el informe "injusto" elaborado por el Ministerio de Fomento que ha dado lugar a una sentencia por parte del Tribunal Superior de Justicia de Canaria (TSJC).

Esa resolución da la razón, en primera instancia, a la denuncia de la Delegación del Gobierno de que en 2002 la Fedex hizo un uso irregular de esas ayudas a la exportación por vía marítima, porque sirvieron para fletar transportes a tarifas por encima del mercado.

Los tomateros, que no comparten ese criterio, están a la espera de que el alto tribunal canario se pronuncie sobre el recurso representado contra la reclamación de las ayudas que también se exige a Aceto desde la Delegación del Gobierno de Canarias, en representación del Ministerio de Fomento.

Domingo Mendoza ha precisado que, a pesar de los recursos que han interpuesto y de las gestiones que han realizado ante todas las administraciones, el procedimiento no se ha paralizado y Aceto y Fedex llevan ya dos años devolviendo las cantidades reclamadas.

La Fedex ha abonado en estos dos años ochos millones de euros y Aceto, un total de tres millones, y el resto deben pagarlo en otras cuatro anualidades, ha explicado Mendoza, quien además ha subrayado que los intereses de demora han duplicado las cantidades a devolver.

Tanto Mendoza como López han denunciado que la devolución de estas ayudas está impidiendo al sector hacer frente a las inversiones que precisa para ser más competitivos.

Así mismo, han expresado su preocupación por el constante recorte que se está aplicando a las subvenciones de mercancías por parte del Gobierno central.

Mendoza ha informado también de que solicitarán de nuevo reuniones con el Ministerio de Agricultura y con el de Fomento para abordar la difícil situación que atraviesa el sector y reclamar la paralización del expediente que dio lugar a la devolución de las ayudas de 2002.

El gerente de Aceto además ha hecho hincapié en que las irregularidades que se cometieron en 2002, según el informe de Fomento, fueron posteriormente subsanadas en 2009, pues a partir de entonces se reflejaron esos costes como subvencionables.