Mercado contra la crisis del pepino, cuyos beneficios irán a Lorca

0
1

EFE.- Cooperativas de las zonas de Cieza, Cartagena, Lorca, Bajo Guadalentín y Segura han aportado unos 10.000 kilos de melocotones, melones y sandías, que centenares de vecinos de Murcia han podido comprar por un precio simbólico de 1 y 2 euros.

La recaudación, que el presidente de COAG Murcia, Pedro Lencina, calcula que rondará los 10.000 euros se destinará a instalar varias casas prefabricadas en Lorca, para alojar a algunas de las familias afectadas por el terremoto del pasado 11 de mayo.

Además de este fin solidario, el mercadillo ha tenido un objetivo de protesta por las "insuficientes" compensaciones que dará la Unión Europea tras la crisis alimentaria de la bacteria E.coli, que ascienden a 210 millones de euros a repartir entre todos los países afectados por la crisis alimentaria, según ha informado Lencina.

Según los datos de COAG y Feocam, España reclamará a Bruselas unos 80 millones de euros, de los cuales entre 13 y 15 corresponderían a Murcia. Para las asociaciones la cifra es "ridícula", puesto que calculan que sus pérdidas alcanzan los 150 millones de euros.

Lencina ha asegurado que los agricultores murcianos están sufriendo "el chantaje de las grandes superficies" desde que se detectó la infección por la bacteria E.coli en Alemania, a finales del pasado mes de mayo.

Según ha denunciado, a las enormes pérdidas económicas del sector hortofrutícula los días posteriores a la crisis hay que sumarle una fuerte bajada de precios que dura hasta hoy. "Actualmente las exportaciones son más o menos las mismas que el año pasado, pero el precio en origen es más de un 40 por ciento más bajo", ha lamentado.

El presidente de COAG Murcia ha exigido que se tomen "medidas extraordinarias" para paliar los efectos de esta crisis, y ha criticado que la Unión Europea "es un club de amigos" en el que "nadie para los pies a Alemania", país al que ha pedido que "cumpla con su responsabilidad".

Por su parte, el presidente de Feocam, Santiago Martínez, ha insistido en esta idea: "Quien nos ha hecho daño es quien debe pagar", ha argumentado.

Así mismo, ha pedido que a las ayudas económicas se sume un "lavado de imagen" de los productos hortofrutícolas españoles para que puedan recuperar su rentabilidad.

Por su parte, el secretario de Agricultura de COAG Murcia, Pedro García, ha denunciado que, tras la crisis, el sector de la fruta de Murcia "ha quedado arruinado" y sufre una "reestructuración", con "numerosos despidos", que incidirá a corto y medio plazo en toda la economía de la Región.

Al finalizar el mercadillo, Lencina y Martínez tienen previsto entrevistarse con el delegado del Gobierno en Murcia, Rafael González Tovar, para entregarle una carta dirigida el presidente del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, en la que expresan sus reivindicaciones.

Los agricultores murcianos quieren que las Administraciones públicas "no aflojen en la defensa" del sector hortofrutícola y mantengan una "posición firme" frente al Consejo de Ministros de Agricultura de la UE, que se celebra hoy en Bruselas.

Para Lencina es importante que, además de subvenciones y compensaciones económicas, Europa establezca "otro tipo de ayudas", como rebajas en las cuotas empresariales y en las cotizaciones a la seguridad social, así como que se amplíe el grupo de alimentos al que se van a aplicar las ayudas.

Hasta ahora, Bruselas sólo reconoce compensaciones para cinco alimentos: pepino, pimiento, calabacín, lechuga y tomate, pero los agricultores murcianos pretenden que se incluyan otros productos como melocotones, albaricoques, melones o sandías, entre otros, cuyos precios también se han hundido tras la crisis alimentaria.