La directora general de Fondos Agrarios, Carmen García Frago, visitó hoy el paraje La Cingla, en el término municipal de Jumilla, para comprobar sobre el terreno la aplicación de la medida agroambiental de conservación de suelos, en el marco del Programa de Desarrollo Rural. La Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente ha concedido hasta la fecha ayudas por importe de 5,3 millones de euros a un total de 350 productores.

La finalidad de esta línea de ayudas  a la conservación de suelos es reducir el laboreo en la explotación, permitiendo que en algunas fajas de terreno agrícola se desarrolle la vegetación natural, reduciendo asimismo los arrastres de suelo que se producen con las lluvias torrenciales, así como mitigar la pérdida de suelo fértil.

Los requisitos para obtener estas ayudas son que los recintos tengan una pendiente igual o superior al 5 por ciento y que estén destinados a cultivos como cítricos, frutos secos, frutales de pepita, frutales de hueso, viña y olivar.

Asimismo, las explotaciones deben contar con dirección técnica, ejercida por un profesional que, como mínimo, sea competente para asesorar sobre los compromisos de la línea de ayudas.

Los beneficiarios también deben cumplir durante un período de cinco años una serie de compromisos relativos a las fajas o franjas vegetales. Para ello se establece una anchura mínima de faja comprendida entre 1 y 1,5 metros. Las fajas se deben instalar junto a la línea de plantación, aguas abajo de la misma, o en el centro de las calles, paralelas a las curvas de nivel.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here