Ningún foco activo en el incendio de Valdemorillo, que no está controlado

0
15

EFE.- En la zona, el director general de Protección Ciudadana, José Antonio Pérez, ha explicado la situación de los trabajos de extinción, en los que participan ahora mismo bomberos y retenes forestales de la Comunidad de Madrid, apoyados por cuatro helicópteros y un hidroavión.

   Los profesionales están trabajando sobre los puntos calientes para evitar que se produzcan nuevos focos.

   El director general de Protección Ciudadana ha indicado además que la M510 sigue cortada, pero no con motivo del incendio, sino para evitar accidentes y facilitar los trabajos de los bomberos.

   En total, han trabajado en el incendio unas 400 personas, apoyadas por 15 medios aéreos.

   Entre ellos, ha llegado a haber 8 dotaciones de la unidad militar de emergencias del Ejército (UME), que ha aportado unos 60 profesionales y que se han marchado tras rebajarse el nivel de alerta del incendio del nivel 2 al 1.

   Pérez ha indicado que no se puede hablar todavía de hectáreas afectadas por el fuego, dado que no se ha extinguido y no será hasta entonces, probablemente pasados unos días, cuando se pueda evaluar qué zona dentro del perímetro del incendio se ha visto afectada por la llamas y qué zona no ha ardido.

   En todo caso, el responsable de Protección Ciudadana ha indicado que en el incendio ha ardido pasto y monte bajo y no se han visto afectadas personas ni viviendas.

   Además, ha explicado que dos personas mayores han sido atendidas por una crisis de ansiedad en el puesto médico avanzado del servicio de emergencias de la Comunidad de Madrid.

   También ha destacado que a las 8.15 horas de la mañana estaban en su casa todos los desalojados ayer de las urbanizaciones Cerro de Alarcón 1 y 2 y Los Barrancos, en las que hay de 3.500 a 4.000 viviendas.

   De entre los 2.000 desalojados, en la plaza de toros de la localidad solo han pernoctado 56 personas, dado que el resto ha acudido pasar la noche con familiares o a su primera residencia.

   En cuanto a las causas del fuego, Pérez no ha querido entrar en detalles ni confirmar ninguna hipótesis, puesto que la investigación de la Guardia Civil sigue en marcha.

   No obstante, ha afirmado que el origen del fuego se sitúa en la urbanización Los Barrancos.