Nueva campaña de la PAC para que los agricultores sepan qué deben sembrar este año

0
18

      Santiago Sánchez, responsable del Departamento de Ayudas PAC de ASAJA Málaga, recordó que hasta llegar  a las reglas de juego actuales, se ha realizado una labor ingente en los despachos a nivel local, regional, nacional y europeo, ya que "los primeros borradores de las que se hablaban eran absolutamente lesivos para la economía de nuestros productores".

Cambios principales que no se deben olvidar

    Santiago Sánchez recordó y desgranó los tres conceptos claves para poder entender la PAC en su formato renovado: agricultor y agricultura activa; reverdecimiento de las ayudas y convergencia de los importes.

    En primer lugar, explicó que las nuevas ayudas irán destinadas a aquellos que realmente realicen una actividad agraria, un aspecto que dignifica las ayudas a percibir. Por tanto, para poder recibir Derechos de Pago Base habrá que ser considerado “agricultor activo”, es decir, habrá que demostrar que al menos el 20% de los ingresos agrarios proceden de la comercialización de los productos. Este requisito no será exigible a los agricultores que hasta ahora cobran menos de 1.250 euros.

    En cuanto al reverdecimiento de la nueva PAC, el responsable de Asaja Málaga recordó que Europa persigue una agricultura cada vez respetuosa con el medio ambiente, una PAC más verde, con prácticas cada vez más sostenibles. En ese sentido, resulta fundamental saber qué sembrar en el campo durante 2014-2015 para no quedarse fuera de los pagos. Esta es tal vez la cuestión más desconocida por los agricultores y en la que Asaja Málaga se está esforzando por informar con urgencia ahora que comienza el periodo de siembra.

La diversificación de cultivos es un requisito primordial

    Según explicó Santiago Sánchez, la diversificación de cultivos es un requisito primordial. Las exigencias en cultivos herbáceos son las siguientes: los agricultores que tengan más de 30 hectáreas tienen que sembrar al menos tres cultivos diferentes; los que tengan entre 10 y 30 hectáreas deben sembrar dos . En cualquier caso, los que tengan más de 15 hectáreas deben tener un componente ecológico, esto es, tierra de barbecho o bien cultivos fijadores de nitrógeno como por ejemplo habas,  guisantes,  garbanzos… Además del componente ecológico, recordó, es importante el mantenimiento de pastos.

    Los cultivos permanentes, como por ejemplo el olivar, cumplen con ese requisito verde por el hecho de ser cultivos permanentes, aclaró Sánchez. Ante la complejidad del tema, Asaja Málaga quiere estar al lado de los socios informando detalladamente de todos estos aspectos.

    Santiago Sánchez también se refirió en su ponencia al nuevo modelo de ayudas con convergencia hasta 2019. Es decir, se asignarán nuevos Derechos de Pago Base, según nuevas regiones agrarias y económicas, y se tenderá a un valor medio, de manera que en 2019 ningún agricultor esté por debajo del 60% de la media de cada región.

    Para finalizar, Sánchez destacó la importancia de acertar en la siembra y de cumplir los requisitos exigidos para evitar sorpresas en 2015. "Vamos hacia un nuevo modelo y la información y el asesoramiento son imprescindibles. Para cualquier duda, el técnico animó a los socios a acudir a cualquiera de las cuatro oficinas de Asaja Málaga y resolver las dudas a tiempo".