ONG recogen firmas para pedir a Cañete que proteja el mar frente al arrastre

0
3

EFE.- La Coalición para la Conservación de Aguas Profundas (DSCC), Ecologistas en Acción, Greenpeace, Oceana y WWF participan en esta iniciativa, cuyo eslogan es “No permitas que arrasen las profundidades marinas”

Los ecologistas han lanzado la campaña con motivo de las negociaciones dentro de la Unión Europea (UE) para una regulación sobre el acceso a las especies de aguas profundas en el caladero Atlántico nordeste.

El objetivo es solicitar al ministro que apoye y “proponga medidas que minimicen el impacto ambiental sobre los ecosistemas marinos y aseguren la explotación sostenible de los recursos”.

Las ONG han reclamado actuaciones como una identificación de áreas que puedan contener “ecosistemas marinos vulnerables”, la eliminación progresiva del uso de artes que califican de “destructivas”, aplicar medidas que minimicen las capturas de especies no deseadas y fijar las posibilidades de pesca según las recomendaciones científicas.

Dentro de la normativa que negocia la UE, Bruselas propuso inicialmente prohibir el arte de arrastre de especies de aguas profundas, pero el Parlamento Europeo tomó una decisión más favorable a los pescadores y una moratoria a esa restricción, por lo menos durante cuatro años.

Según han explicado las organizaciones ecologistas en un comunicado, España es el país “líder” en esa modalidad pesquera, con casi la mitad del volumen de capturas de la UE.

Los ecologistas han señalado que la pesquerías de profundidad se desarrollan entre 200 y 1.500 metros bajo el nivel del mar en el Atlántico Nordeste, en ambientes muy vulnerables al impacto humano.

En su opinión, el arrastre de profundidad “destruye hábitats” como los corales y, en ocasiones, “devuelve muerto al mar hasta el 80 % de lo capturado”.

Han señalado que la normativa que ha regulado la pesca de profundidad en el Atlántico nordeste, en los diez últimos años ha demostrado ser “ineficaz” a la hora de proteger ecosistemas frágiles.

Dichas reglas permiten artes de pesca “destructivas que arrasan arrecifes de corales milenarios y agregaciones de esponjas” y que, del centenar de recursos que se pescan, solo se limitan capturas para 11 especies comerciales, han apuntado.

La biodiversidad de las grandes profundidades es comparable a la de las selvas tropicales o la de los arrecifes coralinos poco profundos, según las ONG.

“España tiene el deber de cumplir los compromisos medioambientales adquiridos con las Naciones Unidas para una gestión sostenible de las pesquerías en aguas profundas y una protección adecuada de este patrimonio natural”, según el comunicado.