Sanidad acusa las críticas y matizará su ley del alcohol para no dañar al sector del vino

0
3

    De momento, las críticas han llegado de las organizaciones profesionales agrarias, de las cooperativas, de los consejos reguladores, de la Federación Española del Vino y del PSOE, hasta el punto de que incluso desde ASAJA de Castilla-La Mancha se ha pedido el cese de la ministra de Sanidad, Ana Mato.

Provocó que sus propias CCAA se opusieran a la ley


     Pero además se han puesto en alerta algunas de las principales comunidades productoras de vino, sobre todo Castilla-La Mancha y La Rioja.

      La presidenta de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, ha llegado a advertir en público de que no va a permitir una ley que perjudique al sector, mientras que el presidente riojano, Pedro Sanz, ha optado por llamar a Ana Mato y ha logrado el compromiso, según sus palabras, de que "habrá norma si hay un acuerdo con el sector del vino y, si no, no habrá norma".

     Fuentes del Ministerio han explicado a Efe que el Gobierno tan sólo ha presentado un borrador para abrir un proceso de negociación con los sectores afectados en el que "nada está cerrado" y que tiene como única premisa la prevención del consumo de alcohol por los menores ante la evidencia de que existe un problema al respecto.

    Según estas fuentes, además de la conversación entre Mato y Pedro Sanz, altos cargos de Sanidad han explicado a los responsables de Agricultura de las comunidades autónomas en las que el vino tiene más peso, entre ellas Castilla-La Mancha y Castilla y León, que "pueden estar tranquilos", pues la ley no pretende perjudicar al sector ni en ventas ni en promoción.

Prudencia en las CCAA y apoyo al Ministerio de la comunidad médica


      También se ha intentado tranquilizar al propio sector, que comparte, según las fuentes consultadas, el objetivo final de prevenir el consumo de alcohol en menores, aunque discrepe en la forma de hacerlo.

     De momento, entre las comunidades autónomas consultadas por Efe predomina la prudencia y las apelaciones al consenso.

      El Instituto de Salud Pública de Navarra ha valorado el endurecimiento del régimen sancionador y la inclusión de la responsabilidad familiar en el problema, además de respaldar al Ministerio en el mensaje de "tolerancia cero" en el consumo en menores, sea cual sea el tipo de alcohol.

     "No se puede considerar el vino como un alimento y menos en menores", han dicho las fuentes consultadas por Efe, un mensaje que resume el sentir de la comunidad médica, absolutamente contrario a la posición del sector del vino.