Sector pide retroactividad de medidas antidumping a latas chinas de cítricos

0
8

EFE.- En un comunicado conjunto, ambas entidades creen que la decisión del Consejo, publicada hoy en el Diario Oficial de la UE, llega "cuando la campaña europea ya está muy avanzada", lo que ha permitido que en enero y febrero se realizasen importaciones "masivas" de conservas de mandarinas chinas, "en cantidad suficiente como para abastecer el mercado comunitario durante todo el 2013".

Recuerdan además que la "inundación" del mercado comunitario se produce por segundo año consecutivo, ya que de marzo a junio de 2012 las importaciones "ya perjudicaron gravemente las posibilidades de comercialización de producto español".

Por ello, reclaman que se aplique la retroactividad al nivel máximo previsto en la legislación, al menos de tres meses, ya que de lo contrario "los efectos serían devastadores", no solo para industria y productores, sino también para el equilibrio del mercado fresco de mandarinas y el mantenimiento del medio en las áreas de producción.

La competencia china, recuerdan, ya ha provocado una "drástica disminución" del sector en España, con la desaparición del 75 % de las industrias.

En la actualidad, existen 25 cooperativas comercializadoras y 6.000 productores, y la actividad empleó 3.000 operarios en campaña, en una región, destacan, con una tasa de paro del 25 %.

Según repasa el comunicado, el sector español "ha estado en vilo" desde que el 22 de marzo de 2012 el Tribunal de Justicia Europeo anuló la cláusula antidumping adoptada para las importaciones de mandarina en conserva china.

Aunque la Comisión Europea ha podido rebatir las razonas aducidas por el tribunal y restablecer el reglamento, el sector considera que el proceso ha sido "demasiado largo", con casi un año "de desesperación y de impotencia para los damnificados".

Cooperativas Agro-alimentarias de España ha reiterado sus críticas al contraste existente entre la "eficacia" de la Unión Europea para abrir su mercado a los importaciones de países terceros y "su desatención de los intereses ofensivos de los exportadores hortofrutícolas europeos".

Por ello, añaden junto con Fenaval, la aplicación efectiva de los derechos antidumping sobre las importaciones de mandarina china "constituye un ejemplo único que no se puede extinguir porque es la demostración de que las instituciones comunitarias son capaces de defender los intereses del sector hortofrutícola europeo".