Tecnicarton refuerza su compromiso con la seguridad alimentaria en sus embalajes

0
12

     Se trata de un contenedor de grandes dimensiones realizado en cartón ondulado laminado, más seguro y con mayor capacidad de apilamiento. Este embalaje permite ahorrar costes de transporte, almacenamiento y manutención.

     Otro de los productos destinados al sector alimentario es el embalaje Octabin que, además ha cumplido 25 años desde su lanzamiento.  Octabin es un embalaje de ocho caras, especialmente apropiado para productos a granel.

     Además, para el transporte de líquidos, Tecnicarton cuenta con el Tecnitank, un contenedor de cartón ondulado con capacidad para 1.000 litros y que se apila en el almacén y en el transporte.

Reducción de la huella de carbono

      Además del compromiso con la seguridad alimentaria, Tecnicarton también mantiene un compromiso con la reducción de la huella de carbono. Así los embalajes de cartón ondulado ofrecen unas características que ayudan a la mejora del medio ambiente y de la reducción de la huella en la cadena de suministro.

     Esto es así porque con los envases de cartón se reduce el peso y se ahorra en costes de transporte. También aumenta la capacidad de producto, por lo que se ahorran costes logísticos y por tanto también es un ahorro medioambiental