Trabajan en la zona de los incendios de Guadalajara para evitar nuevos focos

0
9

EFE.- Soriano ha realizado estas declaraciones en el puesto de mando avanzado de incendios forestal de Aleas y Bustares, a donde se ha trasladado hoy para seguir desde el terreno las tareas de extinción de ambos incendios.

“Ahora mismo la situación está mucho más tranquila, el incendio de Aleas está técnicamente dado como controlado pero seguimos con labores de enfriamiento con personal y medios terrestres impidiendo que haya nuevos focos calientes que puedan provocar incendios sobre todo en la zona interna al perímetro”, ha explicado Soriano.

En cuanto al incendio de Bustares, ha señalado que “todavía no está técnicamente controlado porque hay alguna zona caliente”, al tratarse de una zona de turbas que “tienen una combustión lenta y en el momento que haya aire puede provocar otro incendio y están alertados medios aéreos, aunque no están trabajando”.

En estos momentos hay trabajando cuatro medios terrestres, dos en cada uno de los incendios, y 26 personas en labores de enfriamiento y vigilancia.

“Todavía estaremos algún día más hasta que se dé a los dos incendios por controlados”, ha agregado.

Soriano ha incidido en que “ha habido una gran cantidad de medios, el dispositivo ha demostrado que es capaz de actuar en la misma provincia con dos incendios en nivel 2 y eso es poner a prueba un dispositivo”.

Asimismo ha recordado el “importante despliegue” tanto de medios materiales como de medios humanos, con una participación de más de 1.350 personas y 226 medios, 47 de ellos aéreos.

La consejera ha indicado que en este incendio se han dado unas “circunstancias particulares con unas condiciones climáticas bastante adversas”, pues “eran temperaturas muy altas, con humedad muy baja y velocidad del aire alta”, lo que provocaron en esta zona forestal que se extendiera de forma rápida.

La consejera ha señalado que todavía no se conoce con exactitud el área afectada, pues “se ha delimitado una zona y hasta que no esté extinguido no podrán entrar los medios para abarcar las zonas afectadas” y se sigue manteniendo unas 3.000 hectáreas de trabajo, 2.000 en el incendio de Alea y 1.000 en Bustares.

Soriano ha agradecido el esfuerzo “de todos los que han participado y están participando en la extinción de estos dos incendios” así como las distintas administraciones que han colaborado como la Diputación provincial y el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente o la UME.