Una variedad temprana permite a los freseros recoger las primeras frutas de temporada

0
3

    Se trata de una planta que produce una fresa muy precoz, y se han cumplido las previsiones de que si el tiempo acompaña se empieza a recolectar en diciembre.

    Los agricultores han podido recolectar ya una fresa que tiene características de aspecto y tamaño perfectas, así como el punto ideal de dulzor de la fruta.

    A ello ha ayudado que no ha llovido en las últimas semanas, y las primeras fresas tienen muy buena calidad, fruto de una estación bastante seca como la actual, "que favorece la maduración del fruto", señala Freshuelva.

     Se la considera una "variedad de día corto" que se adapta muy bien al clima mediterráneo, siendo zonas ideales para su producción el sur de España, Italia, Grecia y el norte de Marruecos, entre otros lugares, con la premisa de que se adapta muy bien a los días de diciembre con poca luz, en los que la fruta colorea muy bien a pesar de no contar con muchas horas de sol.