Unas 46.000 toneladas de frutas y hortalizas se destinaron a piensos y abonos

0
22

   Del total de este volumen que no se comercializó por los canales tradicionales hasta el consumidor final, 9.849 toneladas fueron de clementinas, 6.326 t de naranjas, 5.046 t de sandías, 5.012 t de tomates, 4.542 t de melocotones, 2.927 t de melones, 1.857 t de ciruelas, 1.821 t de pimientos , 1.630 t de caquis y 1.595 t de brócolis y coliflor.

    Entre los 29 productos hortofrutícolas retirados también se encuentran ajos (1.515 t), cebollas (1.169 t), pepinos (679 t), peras (418 t), limones (270 t), cerezas (261 t), berenjenas (207 t), calabacines (158 t), lechugas (147 t), uvas de mesa (143 t), calabazas (119 t), alcachofas (104 t) y manzanas (104 t).

    Por debajo de las cien toneladas retiradas se encuentran 57 t de zanahorias, 47 t de coles, 42 t de judías verdes, 35 t de albaricoques, 34 t de escarolas y 760 kilos de fresas.

    Las retiradas que más fondos absorbieron de la ayudas Feaga correspondieron a la clementinas (1,41 millones de euros), melocotones (1,36 millones de euros) y tomates (1,07 millones de euros).

    Los piensos y, en general, los productos de alimentación animal fueron el destino de 7.964 t de clementinas, 4.499 t de naranjas, 4.059 de sandías, 1.954 t de tomates, 1.546 t de brócoli y colifor, 1.512 t de caquis y 1.422 t de melocotones.

    Entre las mayores partidas hortofrutícolas que se distribuyeron de forma gratuita se encuentran 2.620 t de tomates, 2.392 t de melocotones, 1.884 t de clementinas, 1.826 t de naranjas y 986 t de sandías.

    La transformación en compostaje fue el destino final de 1.244 t de melones, 812 t de ciruelas, 715 t de melocotones, 436 t de tomates, 175 t de pimientos y 104 t de alcachofas.

(Foto: www.interempresas.net)