Valcárcel: “El trasvase está garantizado, pero exigimos compensaciones”

0
6

    "Tenemos garantizada el agua, pero eso no significa que tengamos que lanzar campanas al vuelo", ha subrayado antes de explicar que el planteamiento del plan del Tajo "es incrementar a 400 hectómetros para poder trasvasar agua, y eso significa sólo la pérdida o disminución de entre 7 a 9 hectómetros que llegarían a Murcia", porque, aclaró, "si al año llega una media de 350 hectómetros del Tajo al Segura, al incrementar a 400 supondría esa reducción de 7 a 9, y eso no es tanto".

    También ha explicado que otra de las propuestas para compensar esas pérdidas y en la que se está trabajando es que "dado que hay pérdidas por evaporación, lo que significa un 10 por ciento del agua trasvasable que finalmente no llega, ahora se compensen".

    Además, ha informado de que estas pérdidas que el Ministerio las compensaba antes aprobando envíos para abastecimiento "pretendemos ahora que sean sólo para regadío, con un porcentaje que pueda superar esos 7 o 9 hectómetros cúbicos".

    No obstante, el jefe del Ejecutivo regional ha reiterado que "queremos más, queremos la garantía del trasvase, para lo cual hay que sacarlo del plan hidrológico, no vaya a ser que mañana venga otro ministro y pretenda otra cosa".

    El presidente Valcárcel recordó también que lo que pretendía el anterior gobierno del PSOE es que conforme se fuera produciendo agua desalada en la Región se fuera disminuyendo el trasvase del Tajo, "es decir, cambiar agua del Tajo al Segura, que es factible para los bolsillos de los agricultores, por agua desalada, que es agua imposible para el bolsillo de los agricultores".

    Según él, eso era lo que pretendía el PSOE en 2005 y "ahí empezó el final del trasvase", que continuó con un Estatuto de Autonomía en Castilla-La Mancha que contemplaba una reserva de 4.000 hectómetros cúbicos en el Tajo y la caducidad del Estatuto en 2015.

Asaja CLM felicita a Cospedal


    Por su parte, e
l presidente de la organización agraria Asaja de Castilla-La Mancha, Fernando Villena, ha felicitado a la presidenta de la región, María Dolores de Cospedal, por el aumento hasta los 400 hm3 de la reserva mínima en la cabecera del Tajo en el borrador del plan hidrológico de cuenca.

    "Después de 30 años oyendo hablar de esto no me queda más que agradecer a Cospedal que se haya podido aumentar la reserva de cabecera" a la que tiene derecho esta región, ha afirmado Villena en una rueda de prensa, junto con el presidente nacional de Asaja, Pedro Barato.

    Fernando Villena ha resumido: "Discutir menos, hacer menos política y conseguir cosas, y por eso tengo que felicitar a la presidenta de Castilla-La Mancha". Por su parte, Barato ha señalado que le gustaría que "de una vez por todas" se recuperara el espíritu del Plan Hidrológico Nacional.

     "Ese sería el mayor favor que podríamos hacer a nuestro país", ha indicado Barato, quien ha lamentado tener que ver un río Ebro "desbordado" y "causando estragos". En el caso del borrador del plan de cuenca del Tajo ha dicho que "parece ser que hay acuerdos entre comunidades autónomas" y que una mayoría lo apoya.

LA UNIÓ presentará alegaciones


    Finalmente,
LA UNIÓ de Llauradors presentará observaciones al proceso de consulta pública del proyecto del Plan Hidrológico de la cuenca del Tajo, publicado el miércoles en el BOE, al consierar que en este Plan Hidrológico del Tajo se contempla elevar de 240 a 400 hectómetros cúbicos la reserva de caudal mínimo de los embalses de Entrepeñas y Buendía, "lo que pone en serio peligro el trasvase hacia la cuenca del Segura al duplicar la reserva estratégica de agua en Castilla La Mancha".

     LA UNIÓ cree que si hasta ahora por debajo de los 240 hectómetros cúbicos no se podía desembalsar agua, de entre 240 a 466 era el Consejo de Ministros quien tenía la potestad y a partir de 466 era la Comisión Central de Explotación; "de mantenerse las reservas dispuestas por Castilla La Mancha en el borrador harán muy difícil el trasvase en las actuales condiciones".

    A juicio de LA UNIÓ esta decisión "obedece a una cuestión más política que técnica y por ello pide que se constituya una comisión estatal del agua basada en criterios técnicos que vele por los intereses de todas las cuencas".

     “Es preocupante que la presidenta de Castilla La Mancha y secretaria general del PP, Mª Dolores de Cospedal, pretenda imponer su fuerza política y anteponer sus intereses electorales al bien común del conjunto del Estado, pero aún nos preocupa más la sumisión de los políticos de nuestra tierra que no son capaces de alzar la voz y rebelarse como antes lo hacían. Su pasividad y sometimiento a las directrices de la todopoderosa Cospedal les hace quedar en entredicho sobre los verdaderos intereses que defienden”, señala Ernest Blasco, responsable del agua de LA UNIÓ de Llauradors.