La Junta de Andalucía ha llevado a la empresa Comapa, el principal distribuidor de ibéricos de España y proveedor estrella de Carrefour, a la fiscalía por presuntos delitos contra la salud pública tras el hallazgo de unas 11.000 piezas de embutidos, jamones y carnes en mal estado hallados por la Guardia Civil en una nave en Granada a finales del mes pasado.

La consejería de Salud andaluza ha explicado a Economía Digital que ha remitido toda la documentación y pruebas a la Fiscalía Superior de Andalucía para que se investigue la implicación de Comapa por la mercancía en mal estado decomisada.

El gobierno andaluz ha informado que toda la mercancía hallada en malas condiciones es propiedad de Comapa y que las marcas implicadas son Jamones Nicolau, Embutidos caseros Collbull y Embutidos caseros Collell, una empresa con sede en Girona que hasta ahora no había sido investigada ni en Extremadura ni en Valencia, pero que cuenta con una estrecha relación con Comapa. Jamones Nicolau y Collell realizan trabajos de loncheado industrial al mayor distribuidor del ibérico, que está en el centro de todas las investigaciones.

La Junta de Andalucía también ha pedido a las autoridades sanitarias la emisión de una alerta sanitaria para que se retiren del mercado las marcas de Jamones Nicolau, embutidos caseros Collbul y Embutidos caseros Collell del mercado. En los próximos días ampliarán el númnero de marcas afectadas.

Las marcas Jamones Nicolau ya había aparecido en otras naves clandestinas en Extremadura y Valencia que habían sido inspeccionados por la Guardia Civil.

Comapa, el principal distribuidor de ibéricos de España, ya está siendo investigada por la fiscalía en cuatro comunidades autónomas: Castilla y León, Valencia, Extremadura y ahora Andalucía.

1 Comentario

  1. Sera por eso que vende Karrefour en Albacete los jamones a 25€ la pieza, ¿ Sera para quitarselos de encima?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here