Agentes de medio ambiente de la brigada de investigación de incendios forestales (BIIF) de Huelva, dependientes de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, continúan con su labor para indagar sobre las causas del incendio declarado el pasado sábado en el paraje de las Peñuelas en el término municipal de Moguer. El trabajo de esta brigada, sobre la que recae el peso de la investigación, es especialmente laborioso, por lo que priman los principios de discrección y hermetismo hasta que no se aclaren cómo se produjeron los hechos.

El consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Fiscal, ha afirmado este jueves 29 que en cuanto se tenga información contrastada se dará a conocer. Asismismo, ha pedido prudencia y tiempo para dejar trabajar a la brigada con rigor y sin presiones. Fiscal ha reiterado que aún no se tienen datos oficiales comunicados formalmente y ha destacado que estos agentes de medio ambiente siempre realizan “una labor excelente”,

Ante este tipo de incendios, la brigada de investigación de incendios forestales de la Consejería de Medio Ambiente (BIIF) es la responsable de elaborar el informe técnico, un proceso complejo y que exige un gran nivel de minuciosidad, ya que examina hasta el último detalle de campo para establecer el origen del fuego.

Según recoge el protocolo de actuación de la Instrucción del Fiscal Jefe de Medio Ambiente de Andalucía, la BIIF realiza esta tarea en colaboración del Seprona, encargándose de lo material (causa y motivación) y el Seprona de lo personal (investigados, detenidos, etc.). Por tanto, el informe técnico de la BIIF constituye una parte central del atestado policial, que posteriormente se presentará ante el juez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here