La Subdelegación del Gobierno en Andalucía ha anunciado que a primeros de año entrará en vigor la circular sobre la ordenación de circulación, recepción, venta Y transporte de aceituna para esta campaña, que se denomina Guía Conduce.

Dicha publicación regula la documentación precisa en la recolección y el control de la aceituna, desde su recogida hasta su entrega en los puestos de compra y almazaras. Sobre este punto, informó que el conductor o transportista del fruto deberá llevar consigo una autorización para el transporte de aceituna, expedida por el titular de la explotación de donde proceda y que será exigida en los puestos y almazaras, según han apuntado en un comunicado.

De acuerdo con lo establecido en el artículo 75.b de la Ley 40/2015, de 1 de Octubre, de Régimen Jurídico del Sector Publico, vistos los preceptos de general y pertinente aplicación, “previa consulta a las Asociaciones Agrarias y con objeto de luchar contra las conductas ilícitas que se producen especialmente durante la época de recolección, garantizando la seguridad ciudadana, he decidido dictar dichas instrucciones”, explicó.

Con esta norma “se facilitaría mucho el trabajo de Policía Nacional y Guardia Civil en el control de productos entre provincias”

Desde la Subdelegación, se ha recordado, no obstante, que el control de trazabilidad de los productos agrarios corresponde a la Junta de Andalucía, “pero por razones que desconocemos no termina de impulsarlo a pesar de las reiteradas reclamaciones del sector agrícola, lo que nos ha llevado a tomar esta iniciativa por razones de seguridad”, según ha señalado el subdelegado del Gobierno en Málaga, Miguel Briones.

TRANSPORTE DE ACEITUNAS 2Con ese documento sobre el transporte de aceituna “se facilitaría mucho el trabajo, tanto a la Policía Nacional como a la Guardia Civil en el control de productos entre provincias, ya que al ser obligatorio los agentes tendrían plena autoridad para detener e investigar a aquellos transportistas que no lo tuvieran”, ha explicado Briones, “además de ser un elemento disuasorio para el que delinque”.

Con la actual instrucción de la Subdelegación del Gobierno, se refuerza el control y se faculta a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado “para actuar en caso de no portar dicha tarjeta como elemento indiciario, pero nunca para sancionar o detener directamente, ya que no existe el citado marco legal que debe establecer la Junta de Andalucía, competente en este asunto”.
Asimismo, es cierto que a la entrega de la aceituna en el puesto de compra o almazara receptora se exigirá la autorización de transporte del oleicultor, que acredita la legítima procedencia del fruto que se recibe. De igual modo, se exigirá la autorización del propietario en el caso de que la aceituna proceda de rebusca.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here