Cooperativas Agro-alimentarias y las organizaciones agrarias Asaja, COAG y UPA han criticado la propuesta de la Comisión Europea (CE) relacionada con la vinculación del greening, o el pago verde de la PAC, a la prohibición del uso de fitosanitarios en las superficies de interés ecológico (SIE) a partir del 2018.

Esta medida figura en la propuesta de la CE de modificación del Reglamento Delegado 639/2014 sobre el pago verde de la PAC, rechazada por el conjunto de las cooperativas y organizaciones agrarias europeas, englobadas en el COPA-Cogeca.

Fuentes del sector consultadas por Efeagro han expresado su preocupación por la más que posible entrada en vigor de esta medida el próximo año, porque a su juicio pondrá en riesgo los beneficios medioambientales del pago verde de la PAC.

El sector recuerda la adaptación del agricultor a esta “nueva obligación”, cuyos beneficios” corren riesgo con la citada medida

En 2016, según datos oficiales, cerca de 710.000 hectáreas de cultivos fijadores de nitrógeno se han utilizado por los agricultores para el cómputo del requisito de contar con un mínimo de un 5% de SIE en sus explotaciones, cifra similar a la de 2015.

El mantenimiento de esta superficie, según el informe sobre el greening del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, “constituye un beneficio relevante para el medio ambiente” por una mejora de la biodiversidad y un avance en la reducción del uso de fertilizantes.

En líneas generales, el conjunto del sector ha valorado los efectos del pago verde de la PAC (diversificación de cultivos, rotación…) en la agricultura, así como la adaptación del agricultor a esta “nueva obligación”, a pesar de que le ha supuesto un coste añadido, no remunerado por el mercado, aunque haya aspectos que limar.

Sin embargo, llaman la atención sobre el hecho de que estos “beneficios” corren riesgo con la citada medida.

Como ha apuntado el director de Asuntos Internacionales y de la UE de Cooperativas Agro-alimentarias, Gabriel Trenzado, para evitar por ejemplo que el barbecho coja enfermedades y que la tierra no pierda capacidad productiva y descanse de manera sana, es necesario, a veces, aplicar fitosanitarios.

El responsable de Relaciones Internacionales de la Asociación Agraria Jóvenes Agricultores (Asaja), Ignacio López, ha calificado la medida de “contraproducente”, porque “puede obligar a hacer más tratamientos, aunque sean mecánicos, por el problema que hay en España con la erosión, y esto no es bueno, ni para la siembra directa ni para el barbecho”.

Para el coordinador de los servicios técnicos de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG), José Luis Miguel, en la práctica, “esto podría significar poner fin al cultivo viable de especies fijadoras de nitrógeno en las SIE”.

Advierten de que muchas de estas superficies “podrían acabar retirándose de la producción”, permaneciendo en barbecho

Si las medidas que se proponen “no tienen lógica desde el punto de vista productivo” es muy complicado que las mejoras logradas se mantengan e incluso pueden tener consecuencias indirectas como influir en aumentar la fertilización “al tener menos cultivos nitrificantes”, ha explicado el técnico de la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos (UPA), David Erice.

En este sentido, José Luis Miguel ha añadido que muchas de estas superficies “podrían acabar retirándose de la producción”, permaneciendo en barbecho, mientras que Erice ha recordado que los efectos del barbecho en España no son los mismos que en los países centroeuropeos, ya que las tormentas veraniegas sobre el suelo desnudo provocan problemas de erosión.

Trenzado, por su parte, también ha llamado la atención sobre otra “inadaptación a la realidad productiva mediterránea” del pago verde como la imposibilidad de poder pastorear en los barbechos de las SIE.

Los barbechos declarados como SIE no se pueden dedicar a la producción agraria, incluido el pastoreo, durante al menos un período de 9 meses consecutivos desde la fecha de finalización de la cosecha anterior, y en el período comprendido entre octubre del año previo al de la solicitud y septiembre del año de la solicitud.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here