La asociación bodeguera Grupo Rioja ha apelado a la “moderación y contención” de todos los agentes del sector en las operaciones de la campaña que comienza, especialmente en el precio de la uva para no perjudicar la competitividad de las bodegas y los vinos de Rioja.

En una nota, esta organización profesional ha detallado que el viñedo ha mostrado una gran capacidad de recuperación tras la helada que afectó principalmente a Rioja Alta y Rioja Alavesa en el pasado mes de abril.

Además, los informes de los servicios técnicos del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Calificada (DOCa) Rioja -que ampara viñedos en La Rioja, País Vasco y Navarra- permiten afirmar que la campaña ofrece una producción razonable en cuanto a cantidad y apunta una cosecha de gran calidad.

Advierte de que se pondría en grave riesgo en caso de un incremento “descontrolado” de los precios en origen

Esta asociación ha apelado a la responsabilidad de los agentes del sector para no repetir situaciones como la sucedida en 1999, cuando, también por una helada, se produjo un incremento de precios con nefastas consecuencias para bodegas y viticultores.

Ese año, el kilo de uva alcanzó 2,13 euros, obligando a las bodegas a incrementar precios por botella que perjudicaron la competitividad de Rioja, y tuvo como consecuencia una brusca bajada del precio de la uva tinta a 0,75 euros el kilo en 2000, para luego desplomarse hasta 0,49 euros el kilo en 2001.

Tras la crisis económica global iniciada en 2008 y que afectó duramente a todo el sector vitivinícola durante los años 2009 y 2010, se han ido recuperando de forma progresiva las ventas de vino y, en paralelo, las rentas de los agricultores, ha considerado Grupo Rioja.

Esa tendencia se pondría en grave riesgo en caso de un incremento “descontrolado” de los precios en origen, ha alertado, siendo en éste caso las consecuencias más graves que en 1999 porque la competencia ha crecido sustancialmente.

“La experiencia previa y el conocimiento del mercado indican que una subida de precios implicaría una importante pérdida de ventas a favor de otras denominaciones de origen y, con la competencia actual, sería más difícil recuperar la presencia de Rioja en sus mercados tradicionales y penetrar en los nuevos que se están abriendo”, ha indicado.

Grupo Rioja ha aconsejado “desestimar rumores y especulaciones” sobre operaciones puntuales que no son representativas, y recuerda que esta Denominación se caracteriza por una política que favorece la rentabilidad del viñedo mediante decisiones que permiten extender la cadena de valor a todo el sector.

Dada la obligación de fijar las transacciones de uva por contrato, esta agrupación ha apostado por suscribir acuerdos plurianuales que favorezcan la estabilidad del sector en precios y abastecimiento.

Grupo Rioja es la principal asociación de bodegas y la que cuenta con mayor número de representantes en el Consejo Regulador y en la Interprofesional del Vino de Rioja, ya que agrupa a 65 bodegas que facturan conjuntamente más del 75 % de la comercialización de Rioja.

Está presente en las tres comunidades autónomas que integran la DOCa con empresas de todas las tipologías, desde las que pertenecen a grandes grupos nacionales hasta pequeñas bodegas familiares, con firmas centenarias y otras de reciente implantación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here