La almendra sigue siendo un cultivo muy rentable, pero se empieza a notar que la mejoría de la producción en California, en especial una vez superada la grave sequía de hace más de un año, está afectan seriamente a su cotización en las lonjas, con una depreciación eque alcanza casi el 10% desde que se iniciara el año. Una depreciación esperada, ahora que los cultivos está ya madurados y que no provoca miedo, aunque sí se nota una cierta incertidumbre entre los nuevos productores, concretamente entre los que se han sumado a este cultivo en los últimos años bajo las excelentes previsiones de rentabilidad que se anunciaba.

Así, los precios han vuelto a bajar esta semana en Mercamurcia, con descensos que han sido más significativos en algunas variedades como Guara, donde se anotaron bajadas de hasta 14 céntimos.

Las cotizaciones oscilaron entre 5,34 euros de la Comuna, 5,46 euros de la Garrigues, 5,47 euros de la Guara, 5,48 euros de la Ferragnes, 5,59 de la Ramillete, 7,54 euros de la Largueta, 7,56 euros de la Comuna ecológica y 8,58 euros por kilo en cáscara de la Marcona.

En el caso de la almendra Comuna, sí se comparan, las cotizaciones se sitúan más de un 9% por debajo de los precios registrados a principios de año.

Por su parte, las avellanas repitieron en la lonja de Reus, tras los descensos de la anterior semana, quedando las cotizaciones entre 1,75 y 1,80 euros por libra para las variedades Negreta y Corriente en cáscara; y entre 4,40 y 4,50 euros por kilo, en grano.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here