La Guardia Civil ha intervenido diferentes fitosanitarios y artes prohibidas para la captura de animales en las inspecciones realizadas en la provincia de Almería tras la aparición de varios perros envenenados en los municipios de Dalías, Albox y Almería, entre ellos ocho perros.

La Comandancia de Almería ha informado de que la operación ‘Antídoto’ se inició después de que apareciesen tres perros envenenados muertos en Dalías, cuatro más en Albox, y un perro y un zorro en el paraje ‘Cueva de Montor’, en el barrio de El Alquián de la capital almeriense.

Tras esto, se realizaron una serie de inspecciones con apoyo perros de la Ucice del Servicio Cinólogico y de la Zona de la Guardia Civil de Andalucía especialista en la detección de venenos en el medio natural.

De igual forma, se ha contado con la colaboración de Agentes de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, que han intervenido conforme a la Estrategia Andaluza contra el uso de veneno.

Gracias a esta labor, los agentes localizaron en El Alquián fitosanitarios y las artes prohibidas, observando en un primero momento la existencia de varias jaulas trampa.

En una inspección más minuciosa por la zona, hallaron seis jaulas trampa para mamíferos, una de ellas de doble cuerpo, y otras artes prohibidas, por lo que se entrevistaron entonces con el propietario de la finca para profundizar en los hechos.

Tras esto, se levantó a la correspondiente acta, en una casa de aperos y un almacén, donde los guardias civiles localizaron gran cantidad de artes prohibidas entre las que se encuentran lazos, armazones, cepos y productos fitosanitarios con un peso total de 28 kilogramos, que podría ser el origen de la causa de estos perros envenenados.

Asimismo, intervinieron dos carabinas y una pistola de aire comprimido que fueron depositadas en la intervención de armas de la Comandancia de la Guardia Civil de Almería.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here