Desde hace tiempo, el Ministerio de Agicultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente viene defendiendo la posibilidad de crear un nuevo seguro agrario que cubra el nivel de ingresos obtenido directamente de la producción asegurada. Sin embargo, una propuesta de estas características no está recogida en la legislación nacional, ni en las Directrices relativas a las Ayudas de Estado de la Unión Europea, base legal que sustenta la subvención a la contratación de las pólizas, ni tampoco están contemplados en el marco de la Política Agraria Comunitaria, según ha reconocido el director de la Entidad Estatal de Seguros Agrarios (ENESA) del Ministerio de Agricultura, José María García de Francisco.

Sin embargo, el responsable de ENESA ha señalado que sí se está estudiando la viabilidad de un seguro en el que pueda asegurarse el nivel de ingresos obtenido directamente de la producción asegurada, establecido como el producto del rendimiento y el precio.

Se baraja su implantación pero con carácter experimental para comprobar si es útil al sector y a las aseguradoras

Para el desarrollo de ese seguro de ingresos, el director de ENESA ha planteado como principales retos los condicionantes normativos y técnicos, ya que deben modificarse el marco jurídico del seguro agrario, tanto a nivel nacional como comunitario. Además debe estar garantizada su viabilidad técnica para que pueda ser realmente útil al sector y, al mismo tiempo, sea asumible para las entidades aseguradoras.

En cuanto a su implantación, que se haría con carácter experimental, García de Francisco ha apuntado que representa un importante desafío para el sector agrario español y para el conjunto de agentes que componen el Sistema de Seguros Agrarios en España. Esto evidencia, ha subrayado,  el compromiso de ENESA para seguir avanzando en la mejora de este Sistema, atendiendo siempre las necesidades del propio sector.

José María García de Francisco, participó en la Jornada Técnica sobre los Seguros de Ingresos que se ha celebrado en Sevilla, junto con la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía y el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente a través de la Entidad Estatal de Seguros Agrarios, se ha contado también con la participación de investigadores del Centro de Estudios e Investigación para la Gestión de los Riesgos Agrarios y Medioambientales (CEIGRAM) de la Universidad Politécnica de Madrid,  y de la Universidad de Huelva.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here