Los delitos en el campo no sólo no cesan, sino que se transforman. A los tradicionales robos de la producción se suman ahora la sustracción de los GPS de los tractores, lo que provoca graves daños en la propia mauinaria. Por eso, la organización agraria ASAJA Palencia ha reclamado que se incremente la vigilancia en el campo debido al aumento de los robos y ha pedido a las Fuerzas de Seguridad del Estado que actúen contra los mercados “ilegales” en los que se vende el material agrícola robado.

ASAJA Palencia ha asegurado, en un comunicado, que además del cobre de los transformadores y aspersores, la maquinaria y el gasóleo, ahora los delincuentes sustraen los GPS de los tractores, por lo que pide que se incremente la vigilancia para dar solución a este problema.

GPS DE LOS TRACTORES 2La organización agraria ha subrayado las importantes pérdidas económicas que causan estos ladrones ya que, en el caso de los GPS además del valor de estos sistemas de localización, los ladrones provocan daños materiales en los tractores que afectan al sistema eléctrico de la maquinaria, y en las naves donde los guardan.

Además ASAJA Palencia ha destacado la sensación de inseguridad e indefensión que estos hechos están generando en el campo, sin olvidar las dificultades y retrasos que provocan los robos a la hora de realizar las labores agrícolas.

Por eso la organización ha pedido que se incremente la vigilancia en el campo, pero también que las Fuerzas de Seguridad del Estado luchen contra los puntos de venta donde se distribuye el material robado.

Según la organización agraria la solución al problema de los robos debe pasar por el control e investigación del mercado ilegal de material agrícola.

1 Comentario

  1. […] Los delitos en el campo no sólo no cesan, sino que se transforman. A los tradicionales robos de la producción se suman ahora la sustracción de los GPS de los tractores, lo que provoca graves daños en la propia mauinaria. Por eso, la organización agraria ASAJA Palencia ha reclamado que se incremente la vigilancia en …  […]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here