Este año la consejera de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio de Extremadura ha recibido carbón por parte de sus Majestades Los Reyes Magos del campo de APAG Extremadura ASAJA y no ha sido en sentido metafórico, un cargamento de carbón se ha transportado hasta la Consejería en señal de decepción por la falta de compromiso con el sector primario extremeño que ha demostrado la responsable del ramo, Begoña García, en 2017.

“La falta de voluntad demostrada a lo largo del año pasado para hallar soluciones a los problemas del campo ha sido alarmante, por lo que a nuestro juicio la Consejera merece carbón como regalo”. Así lo ha manifestado el presidente de APAG Extremadura ASAJA, Juan Metidieri, previamente a la entrega de sacos de carbón realizada por el séquito real en el Registro.

MUCHOS TEMAS HAN quedado sin resolverse por la ineficacia de la Consejería en 2017

Con este acto, la organización quiere denunciar que la administración autonómica haya dedicado más tiempo a otros menesteres que al sector primario. En este sentido, critica que esta “macroconsejería” toque tantos palos, hasta el punto de resultar imposible centrar su atención en el motor económico de Extremadura: la agroganadería. Tanto es así que a la Consejería se le denomina de todo menos de ‘Agricultura y Ganadería’.

La muerte anunciada del cereal, los daños que está generando la pertinaz sequía, los bajos precios en las producciones, o la extrema lentitud a la hora de resolver expedientes de ayudas agroambientales y de los planes de mejora, son algunos de los aspectos que, a juicio de Metidieri, han quedado sin resolverse por la ineficacia de la Consejería en 2017.

Las demandas de APAG Extremadura ASAJA se centran en una apuesta firme de apoyo hacia los profesionales del sector, con medidas tan importantes como un seguro por pérdida de rentas en explotaciones, destinar mayor dotación presupuestaria para subvencionar los costes de las materias primas primas o la supresión de las tasas ganaderas. Igualmente desde la organización se reivindica reducir o eliminar las tasas de la ITV para vehículos agrarios,una mayor apuesta para impulsar el relevo generacional y unos precios justos, a fin de que este sector clave deje de estar económicamente tan desamparado.

Junto a estas peticiones resalta, entre otras, el deseo de agricultores, ganaderos, y demás asociaciones y habitantes de La Siberia de que no se lleve a efecto denominar a esta comarca Reserva de la Biosfera, ya que supondría poner palos en la rueda al desarrollo de sus pueblos, fundamentalmente agroganaderos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here