Las consecuencias y el miedo al Brexit en la agricultura y ganadería sigue provocando temor tanto a un lado como al otro del Canal. De hecho, la incertidumbre sobre sus repercusiones está llevando a los agricultores escoceses a considerar el retiro antes de lo previsto, según una investigación de la universidad rural de Escocia (SRUC).

El informe de la Escocia rural in Focus 2016 sostiene que se trata actualmente de una industria demasiado envejecida y que debe ser transmitida a los más jóvenes para que puedan adoptar nuevos enfoques que pueden impulsar mejoras en el negocio.

El economista agrícola de alto nivel de la universidad, Steven Thomson, ha reconocido que el miedo al Brexit “está provocando claramente la incertidumbre, y algunos agricultores nos han dicho que están pensando en retirarse antes de lo previsto”.

Un factor clave han sido los diferentes regímenes de política agrícola común (PAC). El informe demuestra la importancia que “ha tenido este apoyo, y que sigue siendo, en la industria, especialmente de los sectores vacuno y ovino”. Sin embargo, se asume que habrá presiones presupuestarias con el Brexit, “lo que significa innovación y nuevos enfoques serían clave para hacer que la agricultura sea más resistente”.

los cultivadores de frutas suaves y productores de cerdos, ya “han mostrado el camino, pero no es casualidad que tienden a ser ejecutado por una generación más joven, máspreparada y capaz de aprovechar las oportunidades, la adopción de nuevas tecnologías e ideas de investigación” reconoce Thomson.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here