La propuesta planteada por el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, de posponer las elecciones en el campo extremeño tras la operación policial y judicial  contra la UPA-UCE no sólo no ha tenido una buena ceptación entre las organizaciones agrarias, que se oponen tajantemente a ello, sino que la iniciativa podría acabar en un conflitcto y enfrentamiento con algunas de las OPAs.

La primera organización en salir a la palestra, tras las declaraciones del Presidente de la Junta de Extremadura, fue APAG Extremadura ASAJA, que considera que “por encima de todo debe imperar la democracia y respetar el calendario electoral fijado para la celebración de estos comicios tan esperados en nuestra región”.

La OPA recuerda que desde hace 15 años el campo extremeño no vive un proceso electoral “para que los agricultores y ganaderos tengan la posibilidad de poder elegir a los representantes que defiendan sus intereses”.

Por esta razón, APAG Extremadura ASAJA subraya la importancia “de que las elecciones al campo sigan su curso, por respeto por el mundo rural y por deferencia a todos los profesionales del campo que llevan esperando estas elecciones necesarias en Extremadura”.

Medidas de la Unión de Extremadura contra la Junta si se acuerda el aplazamiento de los comicios

Por su parte, la Unión Extremadura, considera “que no es democrático aplazar unas elecciones por este suceso y mucho menos no respetar la Ley 6/2016 que regula la convocatoria de  elecciones al campo en Extremadura” y ha advertido que tomará “medidas” en el caso hipotético de que se retrasará la convocatoria..

ELECCIONES EN EL CAMPO EXTREMEÑO 2Tras 15 años desde las últimas elecciones, “y no 14 como dice el Presidente, no es de recibo que se plantee aplazar unas elecciones, y mucho menos decir que después de 14 años, no pasa nada por esperar cuatro meses”. Además, consideran inapropiadas estas declaraciones del Presidente, “pues sólo responde a intereses partidistas”.

A modo de ejemplo, la oragnización agraria señala con ironía que “si el reciente Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en el momento de convocar las elecciones en el 2015, las hubiese aplazada hasta que se aclarasen el proceso judicial de la Gürtel, seguramente el Presidente de La Junta de Extremadura hubiese salido rápidamente a los medios reclamando un Estado de Derecho”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here