La organización profesional agraria Asaja ha alertado este lunes 4 de que, hasta 2017, la Junta de Castilla y León únicamente ha incorporado al campo 825 jóvenes, el 16,5 por ciento de los 5.000 que se propuso sumar para toda la legislatura (2015-2019), por lo que ha mostrado su apoyo a la propuesta del Parlamento Europeo para facilitar el acceso a la tierra a los jóvenes.

En un comunicado, Asaja ha recordado que la media anual de incorporación de jóvenes al campo durante los últimos 15 años en Castilla y León es de 500, por lo que ha puesto en duda la consecución del objetivo marcado al inicio de la legislatura.

Como alternativa a esta dinámica, la organización agraria ha valorado la propuesta debatida en el ámbito europeo para facilitar el acceso a la tierra de los jóvenes, “ya que en el marco actual se alienta a los propietarios a seguir activos para mantener las subvenciones, pero que realmente no trabajan directamente las tierras”.

La iniciativa del Parlamento Europeo para que los Estados miembros ofrezcan una ayuda a la transmisión de las explotaciones para agricultores y ganaderos que tengan más de 55 años y carezcan de sucesores es aplaudida por Asaja, que coincide también con la institución comunitaria en que “para lograr una agricultura sostenible, el primer paso es que los agricultores jóvenes puedan invertir y adquirir suelo agrícola”.

Este paso actualmente es, en opinión de Asaja, “enormemente complicado”, por lo que han pedido al Gobierno central que tomen nota de la propuesta para favorecer la transmisión de tierras.

Asaja ha destacado que en Castilla y León, de los 66.472 perceptores de la PAC 2017 (los que reciben una ayuda superior a 1.200 euros), únicamente 7.000 (el 10%) tienen menos de 40 años, mientras que en la franja entre 40 y 64 años están la mayoría (58%) y por encina de 65 años el 32 por ciento restante.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here