La ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina, mostró este lunes 29 en Bruselas su “preocupación” por los aranceles impuestos por Estados Unidos a la aceituna española, y recordó que estos no solo cuestionan “al sector español” si no a la Política Agrícola Común (PAC) en su conjunto.

“España volverá a recordar la situación de los procedimientos anti-dumping y antisubvención por parte de EE.UU”, afirmó la ministra a su llegada al Consejo de ministros del ramo que se celebra hoy en Bruselas, en referencia a sendas decisiones adoptadas por el departamento de Comercio de Estados Unidos.

A los aranceles acordados en noviembre (de 2,31 a 7,24 %), por considerar “injustas” las ayudas que reciben estos productores, Washington impuso el pasado 19 de enero un arancel adicional preliminar del 17,3 % a la aceituna de mesa negra, como consecuencia de la investigación anti-dumping.

El 65% de la producción española de mesa se exporta y Estados Unidos es el receptor de un 22%

Tejerina mostró especial preocupación por el procedimiento referente a los subsidios, puesto que afecta “a fin de cuentas, una subvención otorgada por la PAC”. Así, ha afirmado que “lo que se está cuestionando no es al sector español de la aceituna de mesa, se está cuestionando a la PAC en su conjunto”, y ha añadido que Bruselas es “el foro adecuado” para este debate puesto que la CE es la “interlocutora” de Comercio con “países terceros”.

La ministra ha agradecido a la CE el trabajo conjunto del Ejecutivo comunitario con los ministerios de Agricultura y Economía, así como con la Junta de Andalucía, y pidió “seguir defendiendo este expediente en Estados Unidos”.

En este sentido, destacó los esfuerzos realizados en los últimos años por la CE para que las ayudas europeas cumplan con las exigencias de la Organización Mundial del Comercio (OMC) y “no distorsionen el comercio internacional”.

Tejerina subrayó que las ayudas de la PAC que reciben los aceituneros son pagos directos que forman parte de la llamada “caja verde” en la OMC -no vinculadas a la producción- por lo que “no provocan distorsión al comercio internacional” según su propia definición.

“Deberían estar exentas de cualquier procedimiento antisubvención ante todos los países miembros de la OMC, como es el caso de EE.UU”, defendió.

El 65 % de la producción española de mesa se exporta y Estados Unidos es el receptor de un 22 % de las exportaciones totales.

De media, en las cuatro últimas campañas estas ventas a Estados Unidos se situaron en 76.378 toneladas, por valor de 171 millones de euros, según datos del ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here