La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, se ha puesto firme ante las críticas y ha asegurado que en cuatro años de sequía en la Península, especialmente en el sureste español, “nadie” excepto el PP se ha acordado de este problema para el campo.

Así lo ha afirmado García Tejerina este martes 7 en el pleno del Senado en respuesta al senador de Ciudadanos Luis Crisol, quien le pedía que aclarase las inversiones y las acciones que tiene previstas el Gobierno a corto plazo para garantizar los cultivos y no restringir el agua de riego en Alicante, Murcia y Almería.

La ministra, tras hacer un repaso por las inversiones y acciones ejecutadas y las previstas, le ha reprochado a Crisol que su partido “se acuerde ahora del agua” para el levante español, cuando “nadie lo ha hecho en estos años de dificultad”.

Asimismo, ha lamentado que Ciudadanos “no haya dicho nada” en estos años “ante las presiones” que el Ejecutivo ha recibido cuando daba el visto nuevo a trasvases del Tajo al Segura.

En su intervención, ha incidido en que el Gobierno “seguirá haciendo todo lo posible” para minimizar el “impacto de la falta de agua”.

Ciudadanos pide que se priorice una aportación extraordinaria del Tajo al Segura “para salvar la situación”

Entre las actuaciones, ha mencionado la movilización de 350 hectómetros cúbicos adicionales en cuencas del Júcar y Segura en este tiempo, planes de actuaciones prioritarias en el Levante y Castilla-La Mancha por 125 millones u obras de modernización de regadíos con un presupuesto de más de 60 millones de euros y otras programadas que superan los 200 millones.

Crisol, por su parte, ha insistido en que es urgente la necesidad de un pacto nacional del agua basado en “criterios técnicos y medioambientales consensuados por todos”. Ha defendido que ese plan se plasme con “transparencia” en un portal web que incluya “toda la información, con plazos de inversión”.

Le ha pedido a la ministra, además, que priorice una aportación extraordinaria del Tajo al Segura “para salvar la situación” en las citadas tres provincias.

Según el senador, ser agricultor en España se ha convertido “en un deporte de riesgo”, que resulta “más peligroso” si se desarrolla en Alicante, Murcia o Almería.

La situación y el problema es tal que, en opinión de este senador, se está poniendo en peligro la supervivencia del sector primario en estas zonas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here