Parece claro que los precios de los cereales van a continuar un largo periodo de apatía en cuanto a sus cotizaciones en los mercados mayoristas. Al igual que pasara semanas antes, la última de este mes de enero se ha vuelto a caracterizar por la ausencia de subida o bajadas importantes en los precios, siendo una semana más es el trigo duro el que más pierde, aunque apenas sube el 0,6% de descenso.

Como se señalaba desde la Lonja de León la semana pasada, parece que de momento han dejado de cotizar tanto las buenas como las malas noticias y los mercados no van a tomar posiciones hasta que no se empiecen a confirmar datos de previsiones de siembra de la campaña 2017-2018.

Aunque el miedo no está ahora en los datos, sino en el efecto que puede tener en los precios la aprobación del aumento del cupo de cereales de Ucrania con un arancel del 0% aprobado por la Unión Europea.

Con este panorama, los precios de los cereales registraron pocos cambios en los mercados mayoristas, entre el 23 y el 27 de enero, y en ellos destaca la bajada del trigo duro o la subida del trigo blanco, según los datos difundidos por la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (Accoe).

Las cotizaciones medias nacionales de los cereales fueron las siguientes: cebada, 155,00 euros/tonelada (+0,05%); cebada de malta, 160,00 euros/tonelada (-0,51%); trigo duro, 215,67 euros/tonelada (-0,91%); maíz, 177,03 euros/tonelada (-0,06%), y trigo blando, 171,18 euros/tonelada (+0,62%).

En comparación con enero de 2016, se han registrado las siguientes caídas: trigo duro (-15,42%); cebada (-13,35%) y trigo blando (-6,94%).

Por lo contrario, la cotización del maíz ha repuntado en un año un 0,48%.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here