Los precios de los cereales subieron de forma mayoritaria, a excepción del trigo duro, que se repite y se ha quedado como estaba, en los mercados mayoristas durante la semana comprendida entre el 21 y el 25 de mayo, según ha informado este lunes 28  la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (Accoe). De esta forma se rompe la tónica de las últimas semanas, donde prevalecían, auque no de forma generalizada, los descensos de las cotizaciones.

El aumento del precio copinciden cuando se empiezan a conocer los primeros datos de producción cereealista. Mientras que este miércoles se sabrán los de Andalucía y se darán algunos datos a nivel nacional, al dar una rueda de prensa el presidente de la sectorial de cereales de Asaja, Pedro Gallardo, en Castilla y León se ha conocido que la cosecha de cereales de invierno en Castilla y León será un 3 por ciento superior a la media de la última década, con casi 6,2 millones de toneladas, con las provincias de Burgos, Valladolid y Palencia como las mayores productoras.

Las cotizaciones medias nacionales de cereales fueron las siguientes: trigo blando, 185,30 euros/tonelada (+0,90 %); cebada, 178,88 euros/tonelada (+1,30 %); cebada de malta, 187,50 euros/tonelada (+0,26 %); trigo duro, 195,00 euros/tonelada (repite) y maíz, 184,12 euros/tonelada (+1,38 %).

En comparación con enero de 2018, los precios del trigo blando han bajado un 1,48 %; los de la cebada, un 2,56 %; los del maíz un 4,83 %, y los del trigo duro un 10 %.

En números, la cebada aumentó 2,3 euros por tonelada, cotizando a 178,88 euros por tonelada. El trigo blando también subió 1,6 euros por tonelada situándose de media en 185,30 euros por tonelada. La cebada de malta registró un aumento de 0,5 euros por tonelada y se situó en 187,50 euros por tonelada.

Por el contrario, el precio del trigo duro se mantuvo sin cambios situándose de media en 195 euros por tonelada, según datos de ACCOE.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here