Esta semana, los expertos de la Lonja de León advertían de que los ligeros bandazos en los precios de los cereales en sus últimas cotizaciones se debían a unas especulaciones que, en su opinión, conducen a poco pero que se seguirán viendo en las siguientes semanas. Y el vaticinio resulta bastante acertado, ya que los precios medios de los cereales en esta última semana se han caracterizado por el mismo modo apático y polivalente de las semanas previas, con subidas y bajadas aleatorias (una semana sube el precio del trigo y baja el del maíz, para la siguiente ser al revés, como ha sucedido en esta que acaba de terminar), aunque en todos los casos poco significativas, marcadas por una apatía en los mercados, quizás por esas especulaciones provocadas por la espera de noticias internacionales sobre el sector.

Una noticias que, salvo la esperada caída de la producción en la vecina Portugal, tampoco están siendo determinantes, salvo quizás el aumento de la poroducción de soja, en detrimento del cultivo del maíz, en Estados Unidos y que aún habrá que ver cómo acaba afectando a los mercados internacionales.

Con este panorama, los precios medios del trigo bajaron en los mercados mayoristas durante la semana comprendida entre el 19 y el 23 de febrero, según ha informado este lunes 26 la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (Accoe).

Las cotizaciones medias nacionales fueron las siguientes: trigo blando, 184,76 euros/tonelada (-0,16 %); cebada, 180,70 euros/tonelada (+0,08 %); cebada de malta, 186,67 euros/tonelada (estable); trigo duro, 214,67 euros/tonelada (-0,46 %), y maíz, 175,09 euros/tonelada (+0,05 %).

En comparación con enero de 2017, los precios del trigo blando han subido un 9,23 % y los de la cebada, un 16,97 %.

Las cotizaciones del maíz y del trigo duro han caído un 0,93 % y un 3,16 %, respectivamente, respecto a enero del año pasado, según Accoe.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here